SabadellHerrero sustituye diez sucursales rurales por sus nuevas oficinas móviles

O. V. GIJÓN.

SabadellHerrero, dentro de un programa piloto que a nivel nacional está probando el Banco Sabadell en Asturias, está afrontando la sustitución de sucursales ubicadas en bajos comerciales de localidades del entorno rural asturiano por sus nuevas oficinas móviles.

La entidad confirmó ayer que este mes diez oficinas del entorno rural pasarán a ser atendidas por la oficina móvil, concretamente las de Lada, Tuilla, Lieres, Villoria, Barredos, Ciaño, El Condado, Carballín, Felechosa y Cadavedo. Se unen así a otras cuatro que hace tres meses comenzaron a ser atendidas por la nueva oficina móvil, las de Figaredo, La Foz de Morcín, Carballín y Campomanes. Además, otras dos oficinas del entorno urbano, ambas en Oviedo (la de Salesas y la de San Lázaro) se han fusionado con otras sucursales situadas a menos de 500 metros.

La entidad recuerda que el empleo de la oficina móvil permite también optimizar la atención a la zona rural, ya que los mismos profesionales que atendían las oficinas fijas son los que sirven a la clientela, y además se ha ampliado la atención a localidades en las que no existían sucursales físicas, como Soto del Rey, Rioseco y Tudela Veguín. Por otra parte, el cambio no supone una reducción en la plantilla, ya que todos los trabajadores serán reubicados.

Sabadell da por concluido el ajuste que planteado para 2017 con la sustitución de 244 dependencias. A finales de septiembre, contaba con 1.930 oficinas a pie de calle en España, y, tras el ajuste de noviembre, la red se verá reducida hasta 1.877 sucursales. Además de las diez de Asturias, se anulan trece oficinas en Barcelona, cuatro en Murcia y A Coruña, tres en Alicante y Valencia, dos en Almería, Girona, Madrid y Vizcaya y una en Lugo, Málaga, Sevilla, Pontevedra, Tarragona y Zaragoza.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos