Elena Mazón

Banco Popular: estrategia legal frente a la venta a Banco Santander

Banco Popular: estrategia legal frente a la venta a Banco Santander
El 7 de junio de 2017 fue un día señalado en la historia bancaria española
PUBLIRREPORTAJE

En esa fecha se emitió la resolución del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) que acordó, con la finalidad – entre otras cuestiones - de dar estabilidad a nuestro sistema financiero y proteger los depósitos bancarios, la liquidación de la entidad Banco Popular Español, S.A. y, al mismo tiempo, su venta a Banco Santander, S.A. por el precio simbólico de un Euro.

La decisión de liquidación y venta de Banco Popular adoptada por el FROB es el desenlace de una historia que había venido gestándose desde hacía meses con la ampliación de capital operada por la entidad el 22 de junio de 2016, en virtud de la cual se captaron fondos por más de 2.500 millones de Euros. En aquella fecha Ángel Ron, entonces Presidente de la entidad, declaraba ante la prensa que, a pesar de los altos niveles de solvencia y capital de Banco Popular, habían decidido realizar una ampliación con el fin de fortalecerla frente al “entorno desafiante” del sistema financiero.

A pesar de lo declarado en la fecha en que se formalizó la ampliación de capital - el 3 de abril de 2017- Banco Popular se vio obligado a comunicar a la CNMV un hecho relevante relacionado con ciertas “incorrecciones contables en el ejercicio 2016”, si bien puntualizaban que estos errores no representaban un impacto tan significativo como para requerir una reformulación de las cuentas de la entidad, tanto a ojos del propio banco como de su auditor.

Tras los acontecimientos referidos, el 6 de junio de 2017 el Banco Central Europeo, con base en lo dispuesto en el Reglamento (UE) 806/2014, dictó resolución acordando la inviabilidad de Banco Popular tomando así la decisión que, al día siguiente, conllevaría la liquidación y posterior venta de la entidad a Banco Santander por parte del FROB, y que dejaría en situación de desamparo a miles de pequeños inversores particulares que habían invertido sus ahorros en esta entidad financiera.

En este contexto, cabe reflexionar sobre las posibles acciones de defensa para estos particulares. Lo primero que debe tenerse en consideración es que no todos los accionistas de Banco Popular tienen la posibilidad de reclamar sus derechos, por lo que resulta conveniente realizar un pequeño escenario temporal que clarifique las posibles acciones disponibles para los afectados:

1.Accionistas que acudieron a la ampliación de capital de junio de 2016

Cabría plantear una reclamación contra Banco Popular, argumentando que la información ofrecida al realizar la ampliación de capital resultó ser falsa, todo ello sobre la base de la sentencia dictada por el Tribunal Supremo en el caso de Bankia.

2.Accionistas, preferentistas y acreedores con deuda subordinada, adquiridos en el mercado secundario (de mayo a junio de 2016)

En este caso, los particulares podrían reclamar a la entidad una indemnización por el daño causado como consecuencia del modo en que se acordó la liquidación y venta del banco.

3.Accionistas, preferentistas y acreedores con deuda subordinada (previos a mayo de 2016)

Este supuesto es el que más dudas plantea, ya que únicamente podría plantearse la acción por enriquecimiento injusto contra Banco Santander, tomando en consideración el valor de la entidad el día anterior a su venta.

No obstante en este último caso, debe recordarse que aquellos clientes que hayan aceptado acogerse al plan de compensación ofrecido por Banco Santander han renunciado, en principio, a acudir a la vía judicial.

En todo caso, el triunfo de las acciones legales que se interpongan contra la liquidación y venta de Banco Popular, dependerán considerablemente de la interpretación que los tribunales den a los hechos acontecidos y requieren de un profundo análisis de las condiciones particulares de cada cliente, tanto económicas como jurídicas, con el fin de poder valorar adecuadamente las diferentes estrategias legales disponibles para llevar a cabo una defensa exitosa.

Irene RenduelesDepartamento de Derecho Bancario en Mazón & Asociados

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos