El Comercio

Una feria a pie de obra

Sergio Meana, consejero delegado de Hidritec.

Sergio Meana, consejero delegado de Hidritec. / Aurelio Flórez

  • Empresas asturianas buscan una salida al exterior en un foro con firmas extranjeras

  • Las 36 compañías locales que participan mantienen unas 1.500 entrevistas con 130 importadores de 23 mercados internacionales

Buscar proveedores, transferencia de conocimientos y tecnología o, simplemente, unos contactos iniciales que puedan llevar a otros. Ayer el pabellón del recinto ferial Luis Adaro que acoge el I Foro de la Construcción era un no parar de entrevistas y encuentros formales e informales con estos objetivos. En los tres días que dura, desde el martes y hasta hoy, están previstas unas 1.500 reuniones entre las 36 empresas asturianas participantes y 130 importadores de 23 mercados internacionales, sobre todo de Latinoamérica, pero también de África y algunos países europeos, a los que se han sumado grandes grupos españoles, como OHL y Sacyr, que aprovechan el foro, propiciado por Asturex y CAC-Asprocon, para conocer las posibilidades del sector en Asturias. «Muchas veces salimos fuera de España para buscar cosas que tenemos aquí, pero que no las conocemos», reconocía el jefe de homologación de proveedores de OHL, Eduardo Fernández, interesado en compañías que puedan participar en los proyectos EPC -ingeniería, compras y construcción- que desarrolla este grupo por todo el mundo.

Acababa de entrevistarse con Sergio Meana, consejero delegado de Hidritec, una joven empresa especializada en plantas de tratamiento, potabilización y depuración de aguas residuales en forma de equipos modulares, que pueden ser transportadas en contenedores marítimos. «La logística para nosotros es fundamental», subrayaba Meana en uno de los escasos momentos libres que le dejaba su apretada agenda de reuniones. Su compañía fue de las que más interés despertó, sobre todo, por parte de firmas de Colombia, Perú, Panamá y Chile, ya que este tipo de infraestructuras hace falta en casi cualquier tipo de obra.

Para Yasiris Jackson y Eunice Pinales, gerentes de dos constructoras de la República Dominicana, la purificación de aguas también se encuentra entre sus intereses, pero además añaden la búsqueda de proveedores de puertas, ventanas o materiales eléctricos. De lo visto destacaban la calidad, sobre todo, comparada con la de los productos asiáticos. «Nosotros no somos fabricantes y, si encargamos algo a China, puede que no llegue lo que pediste», señalaban. Por ello, les parece interesante una iniciativa como esta, que les permite ponerse en contacto directamente con fabricantes que dan garantías de calidad y «sin que nadie lo revenda al triple».

A pesar de la ralentización de la economía, muchos de los países presentes, como Argentina o Colombia, tienen previsto desarrollar un importante plan de obra pública. Ahí quieren entrar compañías como Talleres Lualva, especializada en estructuras metálicas, y que, después de una buena experiencia en el Foro del Metal, en el que lograron contactos comerciales, participa ahora en el de la construcción. Su consejero delegado, Luis Álvarez, también tiene buenas expectativas para esta cita, en la que ya ha logrado alguna oferta para acuerdos de colaboración y muchos potenciales clientes. En su caso, sobre todo, se trata de exportar un conocimiento que en esos países aún no está desarrollado y participar en obras como viaductos de carreteras, refinerías o plantas industriales. «En este tipo de proyectos están muy atrasados, en muchos casos están empezando», argumentaba.

Por su parte, Jaime Flores, gerente de compras de la mexicana Idinsa, busca en Asturias posibles proveedores para su compañía, dedicada, principalmente, a la construcción de grandes puentes. Reconoce que en su país la obra pública se ha resentido en los últimos tiempos, pero cree que aún hay oportunidades de negocio.

Eso sí, su consejo para las empresas asturianas que quieran apostar por el mercado mexicano es aliarse con compañías españolas que ya estén asentadas allí. «La relación entre cercanos siempre es más fácil. Nosotros tendríamos que encontrar aquí algo que no haya en México», reconocía.

Contactos

Otra de las empresas asturianas presentes en el foro, Murart, ve complicado exportar su negocio, centrado básicamente en los servicios, como es la reforma de fachadas. Sin embargo, su gerente, Jesús González, considera interesantes estos encuentros para conocer el sector, porque en ocasiones un contacto lleva a otro, y también para una de las empresas del grupo, especializada en la fabricación de elevadores y montacargas, que sí pueden viajar al otro lado del mundo.

La cita, que continúa hoy , se completó ayer con ponencias sobre retos e innovaciones en el sector enmarcadas dentro del IV Foro Europeo Interclústers de Construcción.