El Comercio

Alcoa se divide a partir de hoy en dos empresas independientes

La factoría de la multinacional estadounidense Alcoa en Avilés.
La factoría de la multinacional estadounidense Alcoa en Avilés. / MARIETA
  • La escisión de la multinacional estadounidense no se materializará en España hasta mañana

La escisión de Alcoa anunciada el año pasado por la multinacional se materializará hoy en Estados Unidos, aunque en España se escenificará mañana. De este modo, se dividirá el negocio del aluminio, la bauxita, la alúmina, la fundición y la energía en una empresa que se llamará Alcoa Corp - en ella estarán integradas las fábricas españolas, incluida la avilesina-, y otra compañía que se denominará Arconic, que se centrará en soluciones de ingeniería, transporte aeroespacial y construcción. Una vez que se formalice la división, ambas empresas cotizarán de forma independiente en Wall Street y cada una tendrá su propio consejo de administración.

Esta escisión es acogida en Asturias de una forma muy fría. El presidente del comité de empresa de Alcoa Avilés, José Manuel Gómez de la Uz, de CC OO, ve la división de la multinacional como «una ingeniería fiscal de la empresa para dar valor a la acción, pero sin ningún beneficio para el trabajador», informa Efe. Incluso considera que va a debilitar al grupo. «Estamos hablando de una empresa que tenía unos 60.000 o 70.000 trabajadores, que va a quedar reducida a la mitad, tanto a nivel personal como de capital, por lo tanto no le veo la bondad por ningún lado», señaló.

No obstante, más allá de esta operación, lo que preocupa en estos momentos a los trabajadores es que la subasta convocada para el servicio de interrumpibilidad de la energía eléctrica ponga en el mercado más bloques de 90 megavatios (MW), los más interesantes para que la planta sea competitiva.