El Comercio

Veolia hará en la factoría de Avilés una planta de agua desmineralizada

  • La nueva instalación, por importe de 1,1 millones, servirá para alimentar la caldera de alta presión de la acería y estará en marcha en febrero

La filial española de Veolia Water Technologies ha resultado la adjudicataria de un contrato, por un importe de 1,1 millones de euros, para el diseño, instalación y puesta en marcha de una planta de producción de agua desmineralizada de la factoría de ArcelorMittal en Avilés.

La nueva instalación producirá 75 metros cúbicos a la hora de agua desmineralizada que se utilizarán para alimentar la nueva caldera de alta presión de la acería, con una demanda anual de 630.000 metros cúbicos. Su entrada en funcionamiento está prevista para el próximo mes de febrero, según informó la adjudicataria.

La planta estará diseñada en dos líneas que pueden gestionar el 100% de la producción cada una, lo que garantizará el suministro continuo del agua desmineralizada para esta aplicación crítica. La desmineralización del agua se llevará a cabo mediante un intercambio iónico con catión y anión, más una desgasificación intermedia que permitirá obtener una calidad de agua de 20 ppb de sílice, es decir, un agua sin presencia de minerales que garantizará la eficiencia de la caldera. Uno de los retos de Veolia será el aprovechamiento del espacio de la antigua instalación para la ubicación de la nueva planta, garantizando en todo momento el suministro del agua desmineralizada.

Además, cuando la nueva caldera entre en funcionamiento y mientras se finalizan los trabajos de puesta en marcha de la planta de agua desmineralizada, Veolia suministrará una unidad móvil de tratamiento de agua que se encargará de producir el agua desmineralizada con la calidad requerida por la nueva caldera.