Coprosa entra en preconcurso por «importantes impagos» en obras de Catar y Egipto

Las torres de Montenuño, construidas por Coprosa. / ÁLEX PIÑA
Las torres de Montenuño, construidas por Coprosa. / ÁLEX PIÑA

La empresa habla de un «problema de liquidez puntual» y recalca que en estos momentos no se está dando ningún impago ni hay obras afectadas en España

CRISTINA TUERO GIJÓN.

El grupo de origen asturiana Coprosa ha presentado un preconcurso de acreedores motivado, fundamentalmente, por «importantes impagos» en obras de Catar y Egipto, según han confirmado a EL COMERCIO fuentes de la empresa. El grupo está presente en el pais catarí desde 2012 donde trabaja para su modernización tanto con edificaciones - como los dos edificios realizados en Doha para el acuartelamiento de tropas- como con actuaciones en la red de comunicaciones, tanto de carreteras como ferroviarias, además de otras relacionadas con el ciclo del agua. Por lo que se refiere a Egipto, Coprosa obtuvo a mediados del pasado año su primer contrato para la construcción de 44 edificios de viviendas, por un importe de entre 70 y 80 millones, en un contrato que suscribía con el Ministerio de Defensa egipcio.

Sin embargo, esos proyectos extranjeros han sido la causa que ha provocado este «problema de liquidez puntual» que, «como medida transitoria más sensata», ha conducido a ese preconcurso voluntario. No obstante, fuentes de la empresa confían en resolver a la mayor brevedad posible esta situación ya que, actualmente, «las negociaciones con las entidades bancarias se encuentran muy avanzadas para firmar un acuerdo de refinanciación o reestructuración de la deuda». Esos impagos en Catar y Egipto, por cierto, se encuentran ya en vía judicial en aquellos países.

Todo al día

Una de las cuestiones que ha querido recalcar el grupo Coprosa es que, en estos momentos, no se ésta registrando ni un solo impago. «Se está al día del pago tanto a los trabajadores, como a los proveedores, como a la Seguridad Social y también a Hacienda», aseveran las mismas fuentes.

Mientras confían en recortar al máximo los tiempos que los tiene sometidos a esta situación, Coprosa continúa desarrollando «con total normalidad» el resto de obras que reparte por la geografía nacional. Cabe mencionar, entre las más destacadas, el proyecto ferroviario que para Adif desarrolla en Irún o el palacio de justicia que ejecuta en Pontevedra. De hecho, es la división ferroviaria la que mayor potencia tiene en el grupo, con el centro logístico de mantenimiento que tienen ubicado al sur de Valladolid.

En Asturias, además de trabajos de mantenimiento de carreteras, Coprosa continúa,entre otras cosas, con la atascada comercialización de las viviendas del complejo residencial de Montenuño, en Oviedo.

Más noticias

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos