Duro Felguera cae en Bolsa hasta su mínimo histórico por la 'operación acordeón'

Duro Felguera cae en Bolsa hasta su mínimo histórico por la 'operación acordeón'
La bolsa abrió ayer la sesión con una llamada a la igualdad. / EFE

Las acciones se desploman un 34,6%, hasta los 0,26 euros, como consecuencia del ajuste del mercado ante una inminente reducción de capital

SUSANA BAQUEDANO GIJÓN.

Las acciones de Duro Felguera se desplomaron ayer hasta su mínimo histórico tras anunciar la compañía su intención de proceder a realizar lo que en medios financieros se denomina 'operación acordeón', un método al que recurren las empresas que aspiran a salir de situaciones graves de endeudamiento a través de una reducción en su capital y posterior aumento del mismo de manera simultánea. Con esto se consigue una compensación de deudas y saneamiento del balance. La caída del parqué responde, por tanto, a un ajuste propio del mercado.

Tras la suspensión de la cotización del grupo asturiano por parte de la CNMV durante la jornada del miércoles -por «retención de información privilegiada-, ayer el regulador bursátil levantaba el veto y, a media sesión, los títulos sufrían un desplome del 38% hasta los 0,24 euros. Finalmente, cerró a 0,26 euros, con una caída del 34,6%, y una capitalización de 41,36 millones de euros. En los últimos doce meses la asturiana pierde un 77% de su valor en Bolsa.

Con la 'operación acordeón', Duro Felguera tratará de poner el marcador a cero, sanear sus cuentas y realizar una ampliación que le permitirán restituir el capital y reactivarse. Anteayer comunicó estos pasos a la CNMV.

En concreto, el grupo asturiano informó de que en el proceso de refinanciación que negocia con la banca acreedora y se espera sea sometido al análisis y aprobación del próximo consejo de administración, se prevé, entre otros instrumentos una ampliación de capital dineraria en el entorno entre 100 y 125 millones de euros. De forma previa, se realizará una operación de ajuste patrimonial que vendrá determinada por los resultados adversos del ejercicio 2017 -las pérdidas alcanzan los 190 millones de euros- que llevarán a la sociedad a «un fuerte desequilibrio patrimonial» que prevé reestablecer con la aplicación de las operaciones que se incluyan en el acuerdo de refinanciación y la ampliación de capital mencionadas.

Aunque el impacto de la ampliación sobre los accionistas dependerá de las condiciones que finalmente se fijen para la operación, Duro Felguera ya anticipa que «se podría prever una fuerte dilución» para los actuales socios.

La CNMV había suspendido la cotización de Duro tras publicarse en un medio digital una información referente al plan de reestructuración que negocia Duro y que detallaba que la ampliación daría a los inversores que acudan a la oferta pública de suscripción (OPS) entre el 89 y el 91% del capital de la compañía asturiana. Los accionistas actuales apenas se quedarán con entre el 3 y el 5% de la sociedad. En concreto, la dilución será prácticamente del 95% para las familias Arrojo y Arias. Además, el precio de las acciones que se vendan en la ampliación de capital podría oscilar entre los 0,10 y los 0,13 euros por título, según las mismas fuentes.

Ayer, otro medio publicaba que Duro podría verse implicado en los presuntos casos de corrupción de Petrobras en Brasil, después de que el ex gerente de la compañía, reconociera haber recibido «propinas» por parte, entre otras compañías, del grupo asturiano. Fuentes de la empresa restaron importancia a este asunto.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos