Fernández Lanero pide celeridad a la UCO para acabar con «el daño terrible a la UGT»

Javier Fernández Lanero y Fernando Díaz Arnáiz, durante su comparecencia en la Fidma. / Damián Arienza

El secretario general de la organización en Asturias insiste en que los cursos se impartieron «legalmente» y con las debidas justificaciones | El sindicato reclama acuerdos de gobierno a los partidos de izquierda, tanto en España como en el Principado

AGENCIAS

El secretario general de UGT-Asturias, Javier Fernández Lanero, ha defendido este lunes en Gijón la actuación de su organización sindical en la gestión de los fondos para cursos de formación a parados con respecto a la investigación de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, a lo que ha lamentado que "el daño a la UGT ya está hecho". Así lo ha indicado durante la rueda de prensa ofrecida junto al secretario general de UGT Gijón, Fernando Díaz Arnáiz, sobre la situación socioeconómica de Asturias, en el marco de la 61 Feria Internacional de Muestras de Asturias (Fidma), en el recinto ferial gijonés Luis Adaro.

Fernández Lanero, asímismo, ha recalcado que esa investigación se inició ya hace más de dos años y no hay nada nuevo. Asimismo, ha indicado que esta se ha ampliado hasta diciembre de 2018. Unido a ello, ha dicho desconocer el goteo continuo de noticias sobre esta cuestión y el fin del "daño terrible" que se está haciendo a su organización sindical.

Es por ello, que ha mostrado su deseo a que se imprima celeridad a la investigación y que la Justicia resuelva, a lo que ha añadido que UGT estará a disposición de esta para llegar a una pronta resolución de la causa.

Ha remarcado, eso sí, que por parte de la UGT se cumplió con los pliegos de los fondos, se impartieron los cursos con las obligaciones establecidas en los mismos y con las auditorías y justificaciones que debían presentar.

Fernández Lanero, en esta línea, ha insistido en que los cursos se impartieron y se hizo "legalmente" y con las debidas justificaciones. Dicho esto, ha incidido en que si la Guardia Civil trata de decir que los funcionarios del Servicio Público de Empleo del Principado de Asturias "no acertaron" en el control o gestión de los fondos, UGT estará a disposición para aclarar cualquier cuestión.

Ha recalcado que todos saben lo que dijeron los 19 trabajadores de UGT que fueron llamados a declarar cuando ya no les hicieron preguntas "tendenciosas" y estaban acompañados de sus abogados, con referencia a que UGT considera que los primeros interrogatorios ante la Guardia Civil fueron "ilegales".

«Precariedad laboral absoluta»

Por otra parte, Fernández Lanero ha considerado que "es el momento" para que los partidos de izquierda "dejen de lado los tacticismos" y alcancen un "acuerdo político" que posibilite un cambio de Gobierno en España y presupuestos sociales en el Principado. "La izquierda está condenada a entenderse, este es el momento, porque nunca hubo tanta corrupción y no valen los tacticismos", ha dicho.

Fernández Lanero ha considerado necesario también un acuerdo de las fuerzas de izquierda en Asturias, que, en su opinión, "están actuando por odios y resentimientos sin tener en cuenta los intereses de la región". "En Asturias se está jugando a ver quién manda en la izquierda. No se entiende que el Gobierno socialista llegue a un acuerdo presupuestario con la derecha y no lo pueda hacer con los partidos de su arco ideológico", ha destacado.

Al hacer un balance de la situación económica en España, el sindicalista ha dicho que "es verdad" que la situación es mejor mejor que hace cuarenta años -"solo faltaba eso"- pero que se está "viviendo una estafa laboral". "Hace cuarenta años estábamos saliendo de una dictadura que dejó una España oscura, pero ahora estamos ante una auténtica estafa laboral", ha dicho.

Fernández Lanero ha añadido que en los últimos años "perdimos nuestros salarios y nuestros empleos mientras otros se dedicaron a robar todo y ahora que las cosas empiezan a ir mejor no suben los salarios". Ha puntualizado además que "antes de la crisis los salarios representaban el 50% del PIB y ahora solo representan el 47%, porque las empresas aumentan sus beneficios pero los salarios no suben".

El dirigente ugetista ha reivindicado el índice de precios al consumo (IPC) como un "valor objetivo" para actualizar salarios y pensiones y ha criticado a la Confederación Española de Organizaciones Empresariales por intentar ligar los salarios a un valor "subjetivo" como la rentabilidad o los beneficios. Ha afirmado que a la sombra de la reforma laboral han proliferado empresas multiservicios que tienen a sus trabajadores en "precariedad laboral absoluta con salarios que al límite del mínimo interprofesional".

Fernández Lanero ha demandado también que los robots coticen a la seguridad social al considerar que la financiación del sistema de pensiones "es insostenible sólo con cotizaciones". "Hay que grabar los beneficios de las empresas que amortizan puestos de trabajo con tecnología", ha enfatizado. Ha abogado por un salario mínimo interprofesional de mil euros, recuperar los contratos relevo a los 60 años y una reforma fiscal integral que acabe con la economía sumergida.

El sindicalista ha justificado la "legalidad" de los cursos de formación impartidos por el sindicato y ha criticado "el goteo de informaciones viejas" sobre la investigación de un presunto fraude porque "no tiene sentido y perjudica a la UGT".

Fotos

Vídeos