«Es justo que esta incipiente recuperación tenga una señal positiva en los salarios»

Isaac Pola, en su despacho en la sede de la Consejería. / ÁLEX PIÑA
Isaac Pola, en su despacho en la sede de la Consejería. / ÁLEX PIÑA

«Si todo marcha de forma razonable, la regasificadora de El Musel entrará en servicio a mediados de 2018» | Isaac Pola Consejero de Empleo, Industria y Turismo del Principado

SUSANA BAQUEDANO OVIEDO.

Apenas lleva mes y medio en el cargo, pero se le ve muy cómodo tratando asuntos que ahora son de su máxima competencia, tras la renuncia de Francisco Blanco. Su amplia experiencia como director general de Minería y Energía le ha servido para asumir la Consejería de Empleo, Industria y Turismo con la naturalidad de quien conoce bien la casa en que se mueve. Isaac Pola (Oviedo, 1963) se marca tres objetivos en lo que queda de legislatura: «la mejora del empleo, el desarrollo del acuerdo de concertación y ver culminar procesos y proyectos concretos, como la regasificadora de El Musel, las inversiones de ArcelorMittal o la continuidad de la minería del carbón como reserva estratégica más allá de 2018».

-Se ha repetido mucho la palabra continuidad tras su nombramiento. ¿No se atreve o no le dejan innovar?

-No hubo ningún tipo de condicionante. Lo que no tiene ningún sentido es cambiar las cosas que funcionan bien. Soy más partidario de las evoluciones que de las revoluciones. Forma parte de mi filosofía personal.

«Para atraer inversiones antes se competía con ayudas y ahora con calidad de vida» «Las empresas asturianas son proactivas en materia medioambiental» «Hemos autorizado ya el 93% de los 440 millones de este año para la concertación»«El carbón autóctono tiene hoy un papel importante en el sistema eléctrico»

-El paro desciende pero aún hay 75.460 personas en el desempleo en esta región.

-La evolución está siendo positiva y mantenida en el tiempo. Llevamos 45 meses de bajada y 4 puntos por debajo del paro nacional. ¿Una receta para reducir el paro? Sería una receta con muchos ingredientes, tanto por parte de la oferta que supone generar actividad económica como por la de la cobertura, con los programas que tenemos en marcha de capacitación profesional o inserción de colectivos desfavorecidos, etcétera.

-La concertación tiene fecha. El próximo día 20 se reúne la mesa del acuerdo después de meses de paralización, según han venido denunciando los agentes sociales.

-No comparto esa percepción. Algunas medidas han ido muy bien y otras más retrasadas. Pero voy a dar datos objetivos. En 2016 se ejecutaron 422 millones de euros, el 109% del presupuesto, o sea, más de lo previsto. Y para este año están previstos 440 millones, de los que se ha autorizado ya el 93% y hay dispuesto otro 58%. Dentro de las medidas que van más lentas y en las que se está trabajando podemos hablar de la formación dual y de la incorporación de cláusulas sociales a los contratos públicos. Este asunto es muy complicado jurídicamente, pero hay un grupo de técnicos dedicado a crear un modelo de pliego. También se han retrasado las convocatorias de ayudas, debido a la renovación de las bases para dar mayor transparencia en un afán garantista.

-¿Las trabas administrativas pueden ser excusar en Asturias para no poner en marcha un negocio?

-Creo que no. Salvo cuestiones puntuales en el ámbito municipal, se están poniendo todos los medios para agilizar administrativamente el desarrollo de la actividad económica y apoyar su desarrollo.

-Patronal y sindicatos no logran ponerse de acuerdo sobre la subida salarial. ¿A quién le toca ceder en esta negociación?

-El Gobierno debe ser neutral, pero estamos de acuerdo en que es justo que esta incipiente recuperación económica tenga una señal positiva sobre los salarios y condiciones laborales de los trabajadores.

Industria y turismo

-Hay quienes defienden que Asturias sea la Florida de Europa y atraiga un turismo de jubilación. Otros prefieren que sea la Alemania del Sur. ¿Usted qué comunidad quiere?

-No somos partidarios de apuestas monotemáticas por el riesgo que ello supone. Creemos que una combinación puede ser lo mejor. Pocas comunidades tienen una industria que suponga el 20% del PIB y un turismo que sea más del 10%. Son perfectamente compatibles. Y la preservación del entorno natural nos sirve para dar soporte a ambas actividades. Las empresas de fuera nos lo dicen: Asturias ofrece recursos humanos y talento, calidad de vida y un entorno industrial que es muy apreciado.

-De las redes que ha lanzado el Principado para atraer inversiones, ¿cuáles han picado? ¿Tesla ha dado alguna señal?

-Atraer inversiones es una carrera de fondo. Tesla ni siquiera ha decidido si va a instalar su proyecto en Europa, pero ahí estamos. Antes se competía en función de las ayudas que ofrecía cada región, ahora competimos con la calidad de nuestros recursos humanos y con estabilidad institucional. Las industrias valoran la accesibilidad y la buena relación con el Gobierno asturiano.

-Parece difícil compaginar crecimiento industrial y cuidado medioambiental en Asturias.

-No es sencillo, pero lo estamos haciendo. Es lógico que donde hay mucha actividad se puedan producir incidentes puntuales, aunque buscamos que no ocurra ninguno. Las empresas asturianas no solo cumplen muy bien las normativas medioambientales, sino que son proactivas y suscriben planes de mejora que van por delante de la legislación.

Tarifa competitiva

-La actual tarifa eléctrica sigue siendo una desventaja competitiva para las grandes industrias.

-Asturias es el primer consumidor de energía per cápita. Somos un millón de habitantes y tenemos industrias electrointensivas y grandes consumidoras. Desde el Gobierno del Principado venimos reclamando una tarifa competitiva, estable y predecible desde hace mucho tiempo. En los Presupuestos Generales del Estado aparece un capítulo que destina 150 millones de euros a medidas energéticas. Falta saber ahora cómo se va a implementar.

-El próximo 26 de julio está prevista la próxima subasta de renovables. ¿No hay interés empresarial en fomentar la generación renovable en esta comunidad?

-No es lo mismo instalar un aerogenerador en Albacete que en San Martín de Oscos. Y no es lo mismo la fotovoltaica que la eólica que la biomasa. A nosotros nos parece que debían diferenciarse tecnologías y funcionalidades, pero no es el caso. A favor de Asturias juega el hecho de que haya instalaciones con la tramitación muy avanzada, así como que tengamos resuelta la evacuación y demos seguridad jurídica a los proyectos.

-¿Qué falta para poner en marcha la regasificadora de El Musel?

-Se está en la fase de recepción de todas las alegaciones y reformulación del real decreto que abrirá la puerta a su puesta en marcha. A partir de ahí, Enagás tendrá que justificar el interés de operadores para sus actividades diferenciadoras, como el almacenaje y el 'bunkering', y luego quedaría su regularización y autorización. Si todo marcha de forma razonable, podría entrar en servicios a mediados de 2018.

-¿Tendrá Asturias una reserva estratégica de carbón más allá de 2018?

-El carbón autóctono tiene hoy un papel importante en el sistema eléctrico nacional: como respaldo de las energías renovables, como moderador de precios y protagonista en la cobertura de ajuste de servicios. A partir de ahí, hay que asegurar que la producción de carbón va a tener su respaldo en el consumo para generación eléctrica. También hay que intensificar la negociación con la UE para que no haya que devolver las ayudas en el caso de las explotaciones que sobrevivan.

Fotos

Vídeos