La lucha contra el fraude a la Seguridad Social recauda más de 21.000 millones y afloran 519.000 empleos

Los ministros de Hacienda, Cristóbal Montoro (2i) y Empleo, Fátima Báñez, durante el pleno celebrado esta tarde en el Senado. /Kiko Huesca (Efe)
Los ministros de Hacienda, Cristóbal Montoro (2i) y Empleo, Fátima Báñez, durante el pleno celebrado esta tarde en el Senado. / Kiko Huesca (Efe)

Se han detectado más de 7.000 empresas ficticias

EUROPA PRESS

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, ha anunciado este jueves que la lucha contra el fraude a la Seguridad Social por parte de la Inspección de Trabajo ha permitido al sistema recaudar 21.198 millones de euros y ha aflorado 519.056 empleos irregulares entre 2012 y febrero de este año.

Así lo ha señalado la titular del Ministerio durante la entrega de diplomas de la 60ª promoción de Inspectores de Trabajo y Seguridad Social, donde también ha anunciado que gracias a la labor de los inspectores, desde 2012 hasta el segundo mes de este año, se han detectado más de 7.000 empresas ficticias y se han transformado casi 360.000 contratos temporales en indefinidos.

Asimismo, la ministra también ha anunciado que próximamente el Consejo de Ministros va a aprobar un nuevo Plan Estratégico de la Inspección de Trabajo 2018-2021 con objetivos renovados y que contará con nuevas herramientas para hacer «de la eficiencia de la lucha contra el fraude un activo estratégico principal». En concreto, Báñez ha señalado que este nuevo Plan va a permitir que se siga trabajando «por la calidad del empleo en el mercado laboral, garantizando la igualdad entre hombres y mujeres, con más seguridad y salud en el trabajo, porque esa es la base más sólida para la sostenibilidad presente y futura del sistema de Seguridad Social».

No obstante, esta no será la única iniciativa, ya que ese Plan también contempla la puesta en marcha de un nuevo organismo estatal de Inspección de Trabajo y Seguridad Social, una estructura administrativa que, según la ministra, estará relacionada de manera «más directa» con las comunidades autónomas y servirá para ser «garante de la calidad en el empleo». «Esta es la labor de vuestro trabajo y el nivel de vuestro compromiso», le ha transmitido Báñez a los 40 nuevos inspectores de trabajo que se han incorporado al sistema. Con esta nueva incorporación, el número total de inspectores roza casi los 1.000 (984 inspectores), superando así «la cifra más alta registrada de inspectores de Trabajo en la historia del Ministerio», según Báñez.

En la actualidad, la Inspección de Trabajo cuenta con un total de 1.835 efectivos (944 inspectores y 891 subinspectores). Desde 2012, según la ministra, se han incorporado 487 inspectores y subinspectores con el desarrollo de las ofertas públicas de empleo.

De hecho, también ha recordado que esta misma oferta pública contempla la convocatoria de 358 puestos entre 2017 y 2018. Así, ha afirmado que se espera que las plantillas se incremente en hasta 845 inspectores y subinspectores en el periodo 2012-2018.

La ministra también ha señalado que al aumento de los recursos humanos, también se añaden los mejores medios con la mejora del marco normativo. De hecho, ha indicado que en la lucha contra el fraude se ha trabajado de forma conjunta con comunidades autónomas y con organismos como la Agencia Tributaria o la Policía y la Guardia Civil.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos