Argüelles da un tirón de orejas a Unidos-Podemos por apoyar el cierre de térmicas

A. FUENTE MIERES.

«Sí, estamos de acuerdo con lograr cero emisiones a la atmósfera y con las energías renovables, pero es que ahora tenemos el carbón y no contamos con un recurso alternativo que lo pueda sustituir a corto plazo» se quejaba ayer el alcalde de uno de los principales concejos mineros de la región, Aníbal Vázquez, de Mieres. Compareció acompañado del coordinador general de su formación política, Izquierda Unida, para fijar su postura respecto al futuro de la quema del mineral en las centrales térmicas del país. Al respecto, el responsable regional, Ramón Argüelles, fue especialmente crítico con los dos diputados en el Congreso de Unidos-Podemos por Asturias y reclamó que se aclare el sentido del su voto en la última proposición no de ley aprobada, en la que se pretende adelantar 30 años el fin de la minería, cuya desaparición llegaría en 2020 en vez de en el 2050 como se había acordado en el seno de la Unión Europea.

Argüelles no ocultó su «disgusto» por la falta de información de estos dos diputado que, recordó, se presentaron por Asturias bajo la coalición de Unidos-Podemos; se trata de los parlamentarios Sofía Castañón y Segundo González. El coordinador de IU reprochó que sus representantes asturianos en el Congreso «solo rindan cuentas a una parte» de la formación en clara referencia al partido de lidera Pablo Iglesias.

El dirigente regional dio a conocer el contenido de una declaración aprobada por la Colegiada -órgano de dirección de IU- que será también presentada ante la Coordinadora de la formación. El objetivo, explicó, es dejar clara la apuesta «inequívoca» por el carbón, la defensa de los trabajadores del sector, su continuidad, así como el desarrollo y un plan de reactivación para las comarcas mineras, rechazando la «descarbonización exprés». El malestar en las filas de IU Asturias es claro, toda vez que, señaló Ramón Argüelles, aplicar la proposición no de ley citada supondría «desmantelar tanto el poco empleo que queda ya en la minería como también en las industrias accesorias y en las propias térmicas».

Aníbal Vázquez también criticó que no se esté sacando carbón nacional «mientras cada año entran en el país alrededor de veinte millones de toneladas de mineral de fuera; si hay hueco para esta cantidad, lo hay para el autóctono», reivindicó.

Fotos

Vídeos