BBVA prevé que la tasa de paro roce mínimos históricos en Asturias a finales de 2019

La entidad advierte de que un nivel de desocupación del 8,7% desembocaría en presiones salariales y dificultades para hallar empleo cualificado

S. B. GIJÓN.

La tasa de paro podría rozar en 2019 el paro mínimo histórico en algunas comunidades, entre ellas Asturias, según el informe 'Situación España' BBV Research. El nivel de desocupación entre la población económicamente activa del Principado alcanzó el 13,7% en 2017, y la entidad financiera proyecta que este porcentaje se reduzca hasta el 10,9% este año y llegue al 8,7% en 2019. Otras regiones que también se encontrarían en esta situación serían Baleares, País Vasco, Navarra y Aragón.

A juicio de BBVA, esta tasa mínima de paro podría desembocar en una presión salarial al alza en estas comunidades, o en dificultades para el funcionamiento normal del mercado de trabajo por la restricción de oferta (problemas para encontrar a personas con ciertas habilidades y restricciones para satisfacer las necesidades de capital humano de las empresas).

Por el contrario, en Andalucía, Canarias y Castilla-La Mancha la tasa de paro no habrá logrado aún situarse por debajo de la media histórica, según la entidad financiera.

El crecimiento, en el centro

No solo disminuirá la tasa de paro en el Principado en los próximos ejercicios. Según las proyecciones de BBV, también el crecimiento económico se verá mermado en esta comunidad autónoma. En concreto, el PIB pasará de un alza del 2,4% registrado en 2017 a un 2,3% en el presente año y a un 2% en 2019. El foco del crecimiento continuará desplazándose al centro peninsular el próximo año.

BBVA mantiene las previsiones de crecimiento para España en 2018 (2,5%) y se espera que la recuperación continúe en 2019 (2,3%).

El Observatorio regional refleja que España se comportó en el último trimestre de 2017 conforme a lo esperado. En este período, tal y como se explicaba en el anterior Observatorio Regional, comenzaron a notarse los efectos de los atentados de Barcelona y Cambrils del pasado verano, así como el aumento de la incertidumbre relacionada con el entorno político en Cataluña. Ambos factores ya están teniendo repercusión en indicadores relacionados con el turismo, donde el grado de ocupación de los hoteles ha caído un 3%, en el gasto de los hogares (con un menor dinamismo de la compra de bienes duraderos) o con la puesta en marcha de nuevos proyectos de inversión.

Empuje del turismo

En los últimos trimestres, han sido las regiones mediterráneas las más beneficiadas por unos vientos de cola que incluyen la caída de los tipos de interés, una política fiscal menos contractiva, o la caída de los precios del petróleo. Además, también eran las más favorecidas por el empuje del turismo, que empieza a mostrar signos de agotamiento y sobreocupación en algunas zonas de máxima afluencia. BBVA Research espera que España siga creciendo en 2018 a un ritmo del 2,5% y que lo haga de manera más homogénea en las diferentes comunidades autónomas. Se estima que las regiones con mejores previsiones para el presente año son, además de las insulares, País Vasco (2,8%) y Navarra (2,8%) en el norte, y Madrid (2,7%) y Castilla-La Mancha (2,7%) en el centro. Si el dinamismo mostrado por el empleo en enero continúa durante el trimestre, el crecimiento del PIB podría ser incluso mayor.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos