Las políticas activas de empleo pierden 13 millones en 2018 por la prórroga

El consejero de Empleo, Industria y Turismo, Isaac Pola/Hugo Álvarez
El consejero de Empleo, Industria y Turismo, Isaac Pola / Hugo Álvarez

Además, los cinco millones previstos para la puesta en marcha del programa mixto de empleo y formación se quedan en 600.000 euros

EFE

El Servicio Público de Empleo es uno de los ámbitos "más significativamente afectado" por la prórroga presupuestaria, ya que el proyecto de presupuestos para 2018 planteaba un incremento de 13 millones para políticas activas de empleo, que no se podrá aplicar.

El consejero de Empleo, Industria y Turismo, Isaac Pola, ha explicado en comisión parlamentaria que la prórroga supondrá una reducción de 37,6 millones de euros para su Consejería, ya que el presupuesto proyectado preveía 227,9 millones y el prorrogado sólo 190,3 millones.

Pola ha desgranado que la prórroga supone que las políticas de empleo para sectores especialmente desfavorecidos perderán 4,6 millones de euros, las subvenciones a centros especiales de empleo para personas con discapacidad severa bajarán 500.000 euros, habrá una reducción de 1,5 millones en el crédito destinado a los ayuntamientos para planes de empleo y se verá afectada la convocatoria de contratos en prácticas para jóvenes del sistema nacional de garantía juvenil.

Además, los cinco millones previstos para la puesta en marcha del programa mixto de empleo y formación se quedan en 600.000 euros.

El consejero ha explicado que una gran parte de los fondos para este fin provienen del Estado o de la Unión Europea, con lo que si no los presupuesta, el Principado dejará de ingresar cerca de 13 millones de euros: once con origen en la Conferencia Sectorial y 2,1 en el Fondo Social Europeo.

El consejero ha indicado que las áreas en las que la prórroga tiene "particular incidencia" son también la de tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC) y la de promoción económica.

En innovación y emprendimiento no se podrá habilitar la convocatoria del cheque de emprendimiento y no se podrá aplicar la subida del 30 por ciento planteada para las ayudas a la maternidad a emprendedoras.

La prórroga hará prescindir de la subvención nominativa a Asincar como centro tecnológico, el incremento de 4,3 millones para empresas de i+d+i se queda en cuatro millones y las ayudas al retorno del talento pierden 200.000 euros.

Las ayudas para las inversiones y promoción de marcas de calidad y garantía turística, los créditos para el congreso mundial de destinos turísticos inteligentes y los centenarios de Covadonga también se verán afectados.

La cuantía prevista para la primera fase del proyecto de transformación digital del Principado de Asturias, los créditos previstos para la actualización del catastro minero, la restauración de espacios degradados por actividades mineras o la dotación para la mejora de la brigada de salvamento minero son otros ámbitos perjudicados.

Por su parte, el Instituto de Desarrollo Económico del Principado (Idepa) contará con 5,6 millones de euros menos de los previsto, y para ello ya ha habido una primera reunión para adaptar las convocatorias a la nueva realidad presupuestaria.

Ante esta situación, Pola ha fijado como prioridades de cara a la Ley de Créditos Extraordinarios las cuantías para la tarifa para autónomos y emprendedores, aspectos de promoción económica, algunos conceptos vinculados con la transformación digital y políticas activas de empleo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos