El Comercio
Gastronomía
Lapena 2011
Lapena 2011

Lapena 2011

Para evitar posibles encuentros desagradables, al haber sido embotellado sin filtrar, es conveniente decantarlo. Todo él está lleno de matices complejos. Desde sus intensos y frescos aromas, hasta su entrada en boca con nervio y elegancia. Merece la pena probarlo.