El Comercio

Somiedo, escenario de Mario Testino para Mango

Somiedo, escenario de Mario Testino para Mango
  • La firma ha elegido los paisajes del concejo asturiano como fondo para ilustrar su próximo catálogo

El reconocido fotógrafo de moda Mario Testino (Lima, Perú, 1954) tiene en su agenda de trabajo una cita con Somiedo. El motivo es que la firma Mango ha elegido los paisajes del concejo asturiano como fondo para ilustrar su próximo catálogo, en el que las modelos lucirán sus propuestas para la temporada.

Parte del equipo, de hecho, ya se ha dejado ver durante estos días por diferentes zonas del concejo, en especial en la capital, portando cámaras que poco lugar a dudas dejan de lo que se está cociendo entre sus asombrosos valles y reconocidos lagos.

El concejo se presentó a un concurso internacional en el que quedó finalista junto a otra localidad irlandesa. Para ello preparó una cuidadosa selección de fotografías en un 'book' de imágenes compuesto por diferentes emplazamientos que convenció a la firma textil catalana para decantarse por Asturias.

Mario Testino se pondrá al frente de casi un centenar de profesionales para sacar el mayor partido a la región. Hasta el punto que los hosteleros de la zona tienen garantizados unos días de alojamiento completo.

En la variedad está el gusto. Eso piensa Marcos Luengo cuando entra en su estudio dispuesto a trabajar en los diseños que, de seguro, querrá vestir la mujer en la próxima temporada. Sus últimas creaciones, las que conforman la colección Primavera-Verano 2017, se subirán a la pasarela mañana mismo, a las 21.30 horas, con motivo de la celebración de una nueva edición de la Madrid Fashion Show, el certamen semestral paralelo a la Fashion Week que se desarrolla en el Museo del Traje de la capital española.

En esta ocasión, el diseñador asturiano ha confeccionado unas prendas que evocan el refinado desenfado de los años 70, donde los colores marfil, piedra y diversos tonos de blush son los protagonistas.

La comodidad es la clave de esta colección, para la que ha utilizado desde linos pesados y antes finísimos, para el día, hasta lúrex para la noche. Porque esa es la esencia de Luengo: «Vestir a la mujer en cada una de las situaciones diarias que pueda tener». Tanto para la jornada de trabajo como para eventos de alto postín y citas nocturnas, por ejemplo.

La colección se completa con la apuesta por los complementos, con los bolsos a la cabeza, entendidos como piezas fundamentales para completar cualquier look. En esta ocasión, sus patrones «jugarán con la geometría en diseños de elegante comodidad».

La presencia asturiana en la cita madrileña volverá a ser notable debido al poder de convocatoria que tiene la marca Marcos Luengo, con tienda en la céntrica calle Asturias de Oviedo. Crecerá, además, el número de clientes madrileños debido a la presencia del diseñador en la ciudad desde el pasado noviembre, cuando abrió 'atelier' en la exclusiva calle Jorge Juan.

Para cerrar el desfile, habrá sorpresas, por lo que los responsables de la cita aconsejan a sus clientes no perderse la ocasión.