El Comercio

Kim Catrall: «Sexo en Nueva York me costó el divorcio»

La actriz Kim Catrall.
La actriz Kim Catrall.
  • La recordada Samantha Jones, de la exitosa serie protagonizada por Sarah Jessica Parker, acaba de revelar que pasaba demasiado tiempo con el equipo de rodaje y que dejaba a su marido solo, lo que provocó la separación

Alocada, desinhibida, sociable, simpática y promiscua. Así era Samantha Jones, el persona que catapultó a la fama a Kim Catrall en Sexo en Nueva York. Sin embargo, esa popularidad que hizo crecer su cuenta corriente arruinó su vida personal, pues, tal y como ella misma ha confesado recientemente, el tremendo éxito de la serie fue el causante de su divorcio de su tercer marido, Mark Levinson, con el que llevaba seis años. La actriz se casó con Levinson en 1998 y poco después ella obtuvo el papel que le dio la fama internacional.

«Me costó mi matrimonio porque nunca estaba en casa. Nunca estaba ahí y mi esposo estaba solo y muy molesto, fue realmente duro», reveló la intérprete, que además asegura que el papel carácter de Samantha poco tiene que ver con su personalidad real porque ella es mucho más tranquila y discreta. «Disfruté mucho. Fue divertidísimo pero mirándolo en retrospectiva, creo que la reacción que provocó fue signo de que los tiempos cambiaron», agregó la intérprete, que en la actualidad tiene 60 años.