El ovetense que opta a ser Mister España

  • El carbayón Carlos Teja, técnico de ambulancia y monitor de esquí, representará a Asturias en el próximo certamen Mister Internacional España

Carlos Teja (Oviedo, 1994) será el representante de Asturias en el certamen Mister Internacional España que se va a celebrar en la primera semana de mayo en Matalascañas (Huelva). Técnico en transporte sanitario en ejercicio y profesor de esquí, este ovetense con casa en Nava, es sobre todo un gran amante de los deportes y alguien que vive este momento con ilusión y los pies bien en la tierra.

–¿Cómo descubrió que quería ser modelo?

–Es algo que me llamó desde siempre, el tema de la moda, la fotografía, la publicidad, todo eso. Surgió la oportunidad de hacer unas fotos y enviar un portfolio con ellas a una agencia. Les interesó y me animaron a participar en un certamen a nivel nacional en el que representé a Cantabria (la agencia era para Asturias y Cantabria). A partir de ahí empecé a conocer gente de ese mundo, hice por aquí algún desfile, algún que otro catálogo. Así empezó todo.

–Y de ahí a Mister Internacional España…

–Estuve un ‘tiempín’ desconectado del tema por motivos laborales. Luego me llamó el gerente de Mister Internacional, al que no conocía, consiguió mi número y me ofreció participar en el certamen como representante de Asturias. Encajé las fechas en el trabajo como vacaciones y en mayo estaré en Matalascañas (Huelva) junto al resto de los candidatos de toda España.

–Hasta llegar a ese momento ¿tiene que seguir una preparación especial?

–Digamos que es una preparación personal. No se nos exige una forma física determinada, aunque todos intentamos ir al máximo nivel. Yo sigo una preparación física bastante estricta con un entrenador personal, que me controla la dieta, el rendimiento, las pautas. Es un entrenamiento muy complejo si quieres estar al nivel.

–Para los profanos en concursos de belleza masculinos ¿se fija algún canon de medidas, peso?

–En el caso de los chicos (en Mister Internacional) el único requisito es la altura: medir de 1,80 para arriba, por debajo de ahí nada. En lo que se refiere a la forma física, les gusta que los candidatos estén bien marcados.

–¿Qué normas hay sobre el vestuario que llevarán en el certamen?

–Para ir todos iguales nos exigen que llevemos un traje negro, camisa blanca y corbata. Además vestiremos ropa de baño de los patrocinadores y el traje típico de cada provincia.

–Desfilará entonces con el traje tradicional asturiano…

–Sí, eso es.

–¿Son necesarios este tipo de certámenes para abrirse paso en el mundo de la moda?

–Pienso que sí y más en Asturias. Aquí actualmente tenemos muy pocas oportunidades y vivir de ello en Asturias es imposible, no hay nadie que pueda hacerlo. Puede haber algún asturiano que esté trabajando fuera, en Madrid o Barcelona, que son las ciudades en las que se mueve más este mundo: aquí, sin irte fuera, imposible. En un certamen como éste puede verte gente y que le interese que hagas alguna cosa para una marca. Es la forma de darse a conocer.

–¿Cuáles son sus expectativas respecto a lo que ocurra en mayo en Matalascañas?

–El hecho de poder estar ahí ya es un privilegio. Aunque no resultes elegido Mister Internacional España, las marcas te ven, es un certamen con repercusión enorme. No es solo ganar, es una oportunidad muy importante para conseguir trabajos.

–¿Qué cualidades cree que debe de tener alguien para convertirse en modelo profesional?

–Tiene que ser bastante ‘echao p’adelante’, porque si te quieres dedicar profesionalmente a ello tienes que irte o a Madrid o a Barcelona o fuera de España. Aparte de eso tiene que ser guapo, lógicamente, saber estar, saber trabajar en equipo, importantísimo, idiomas si vas a irte fuera. Esas son algunas cualidades.

–¿Su objetivo es profesionalizarse?

–En este momento es algo que no me planteo. Estoy volcado en mi trabajo, me gusta y veo más futuro en ello que en una carrera como modelo profesional. Incluso en el caso de que me fuera bien sería una carrera muy corta, dos, tres años más como mucho. En el mundo de la moda la edad no suele pasar de los 26…27 como mucho y si eres muy muy bueno, que no es el caso (risas) igual alguno más.

–Aparte de su preparación para el certamen, su trabajo como técnico de ambulancia, da clases de esquí… ¿A qué dedica su tiempo libre, si lo tiene?

–La verdad es que tengo poco tiempo libre. Y mi mayor afición es el esquí, doy clases y estoy en un equipo. Me encanta la nieve, la montaña, hacer rutas. El deporte en general, me gustan todos los deportes. En ese poco tiempo libre también me gusta ir al cine, pasear, viajar siempre que puedo.

–Una pregunta –para los cotillas– en la que puede mentir: ¿Tiene usted pareja?

–Actualmente no.