Pierde 45 kilos y cambia su trabajo para ser un cotizado modelo

Gwilym Pugh, en una de las imágenes que él mismo ha publicado en Instagram. /
Gwilym Pugh, en una de las imágenes que él mismo ha publicado en Instagram.

Gwilym Pugh trabajaba como oficinista cuando una aseguradora le alertó de que su vida estaba en peligro por su sobrepeso

ELCOMERCIO.ES

El inglés Gwilym Pugh nunca pudo imaginar que su vida cambiaría tanto por perder peso. Con 26 años, este joven ejecutivo de una compañía de seguros decidió precisamente hacerse un seguro de vida. La decisión le dio entonces de bruces con una realidad de la que hasta ese momento no era consciente. Tras introducir sus datos en un cuestionario, la compañía le informó de que estadísticamente tenía un riesgo algo de morir. La razón, su sobrepeso.

Pungh, que mide 1,92 metros, pesaba por aquel entonces 127 kilos. Llevaba una vida totalmente sedentaria, comía comida basura y estaba totalmente despreocupado por su físico. Pero aquello hizo que viese cómo la espada de Damocles balanceaba sobre su cabeza y Gwilym decidió que era el momento de cambiar de vida. ¡Y tanto que la cambió! Hoy, este ejecutivo es modelo para marcas como Vans, Diesel, Timberland, BMW, LG y trabaja para editoriales de moda de publicaciones masculinas como GQ. Además, 250.000 personas siguen su carrera en Instagram y se codea con rostros conocidos como David Beckham.

¿Qué ha cambiado entre aquel oficinista de 26 años y el actual modelo de 33? Fundamentalmente, 45 kilos: el peso que ha perdido en todo este tiempo. Pero también mucho gimnasio, nada de comida basura, un cambio de 'look' con barba hipster incluida y una destacada presencia en redes sociales donde las fotografías estudiadas y el filtro adecuado han hecho el resto. Pungh decidió abrirse la cuenta de Instagram y comenzó a publicar imágenes de su nuevo aspecto. Un fotógrafo fue el que le descubrió buscando imágenes de barbas para un trabajo y decidió colocar su imagen la contraportada. Poco después, cuando se encontraba en una tienda de ropa, un hombre se acercó a él y le ofreció trabajo como modelo. Fue entonces cuando su vida dio un vuelco.

Sin olvidar su pasado, Pungh ha publicado estos días en su cuenta de Instagram la imagen de su anterior aspecto, algo que ha sorprendido a sus seguidores, incapaces de reconocerlo en aquel hombre imberbe, con sobrepeso, gafas y descuidado.

It’s amazing what a difference 10 years can make! I really want to hammer that home... 10 years... What I’ve done has nothing on countless people out there who have changed their lives for the better. . But I want to keep spreading the word that anything is possible if you give it enough time and patience. For me, my journey is continuous and is about more than appearance but rather personal development inside and out. I didn’t set out to do what I’m currently doing, but as you learn and grow you become more open and confident to recognise and accept opportunities as they present themselves. When you have self doubt, you have to stand up inside and tell yourself to shut up!! I’m a firm believer that as you positively affect others, good things happen.... Maybe not immediately but definitely in the long term! #inspirehappiness . #disclaimer... the after shot is a professional photo taken by @thomasknights... The lighting was set up with precision and I prepared for the shoot for a period of time in the run up

Una publicación compartida de Gwilym C Pugh (@gwilymcpugh) el

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos