Uma Thurman rompe el silencio

La actriz estadounidense Uma Thurman, vinculada al estudio Miramax de Harvey Weinstein por sus interpretaciones en 'Pulp Fiction' y 'Kill Bill', rompió su silencio y acusó al defenestrado productor de agresión y de amenazar su carrera, en una entrevista publicada ayer. En una conversación con 'The New York Times', Thurman cuenta que tras una reunión de trabajo en París, Weinstein la invitó a su habitación de hotel y a una sauna. Luego, volvió a encontrar al productor en su suite en el hotel Savoy de Londres, donde habría sufrido un primer «ataque». «Me empujó hacia abajo. Trató de lanzarse sobre mí. Trató de exhibirse. Hizo todo tipo de cosas desagradables», cuenta la actriz.

«Weinstein admite haberse equivocado con Thurman en Inglaterra después de malinterpretar su actitud en París. Él se disculpó inmediatamente», dijo en un comunicado el portavoz del productor, quien se encuentra en Arizona recibiendo un programa de rehabilitación. La relación entre ambos era «una relación de trabajo divertida y seductora», agregó.

Después de la agresión, que ocurrió tras el lanzamiento de 'Pulp Fiction' (1994) y antes de 'Kill Bill: Vol. 1' (2003), Thurman fue acompañada de su amiga Ilona Herman a una reunión para hablar con Weinstein. Pero los asistentes de este la presionaron para reunirse a solas con él en su habitación. «Si haces lo que me hiciste a otras personas vas a perder tu carrera, tu reputación y tu familia. Te lo prometo», recuerda la actriz que le dijo.

Según Herman, maquilladora de Robert De Niro desde hace mucho tiempo, Thurman salió furiosa del encuentro con Weinstein. Estaba «muy despeinada, molesta y pálida». «Ella estaba realmente temblando», agregó Herman, recordando que Thurman le dijo después que el productor había amenazado con destruir su carrera. Weinstein negó las acusaciones y a través de su portavoz dijo que considera a Thurman «una actriz brillante».

«El sentimiento que tengo sobre Harvey es cuán mal me siento por todas las mujeres que fueron atacadas después de mí», dijo la actriz de 47 años, refiriéndose a las víctimas como «corderos que caminaron al matadero». Los mayores éxitos de Thurman, 'Pulp Fiction' y 'Kill Bill', fueron dirigidos por Quentin Tarantino y producidos por Weinstein, un dúo que era considerado de los más poderosos de Hollywood.

Decenas de estrellas de Hollywood como Ashley Judd, Gwyneth Paltrow, Kate Beckinsale y Salma Hayek han acusado a Weinstein de diferentes agresiones, desde acoso sexual a violación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos