El Comercio

El juez considera procedente el despido del profesor del Codema

El colegio Corazón de María ha cerrado un capítulo que no ha sido nada agradable para el centro. En verano se hacía público que la dirección había despedido a uno de sus profesores por lo que se consideraba «conducta inapropiada e indebida con sus alumnos», un asunto que provocó cierto revuelo entre la comunidad educativa. Los antiguos alumnos incluso recogieron firmas a favor del docente y algunos miembros de la junta directiva, la asociación que les agrupa, incluso presentaron la dimisión por este asunto, en defensa del profesor.

De forma paralela, el tema llegó a los tribunales. Ahora, según ha podido saber EL COMERCIO, los tribunales han dado la razón al Codema, al considerar que el despido del profesor fue «procedente por faltas continuadas».

Desde el colegio en todo momento se insistió en que aquella «conducta inapropiada e indebida» que había alegado no era constitutiva de delito, pero sí «incongruente en un centro con un ideario como el nuestro», decía hace meses el director del centro.

El profesor fue despedido al finalizar el pasado curso escolar después de que el centro conociera algunos hechos por los que se le había abierto expediente informativo. De hecho, en primer lugar solo se le apartó de la labor docente. Pero, después, se optó por la decisión del despido.