El Comercio

Antonio Corripio aspira a presidir el Grupo

Antonio Carripio.
Antonio Carripio.
  • El empresario opta a la dirección para darle un rumbo «radicalmente opuesto» a la actual gestión

  • Toma la decisión de concurrir «tras ser testigo directo del malestar generalizado que actualmente viven los socios» de la entidad

El empresario Antonio Corripio Álvarez concurrirá a las próximas elecciones del Real Grupo de Cultura Covadonga, cuyo proceso se iniciará en la asamblea extraordinaria del próximo 28 de diciembre. El actual presidente, Enrique Tamargo, no puede repetir en el cargo tras ostentar dos mandatos sucesivos, desde marzo de 2008.

En la mencionada asamblea se elegirá a los componentes de la comisión electoral y se establecerán los plazos de presentación de candidatos, de impugnación de candidaturas y proclamación de las personas que optan a las presidencia. Se establecerán también las fechas en las que se desarrollará la campaña electoral y el día en el que tendrá lugar la votación. Finalmente, se establecerá un plazo para las posibles impugnaciones de los resultados, así como la fecha de toma de posesión del presidente que resulte elegido. Antonio Corripio, miembro del comité ejecutivo de la Cámara de Comercio, Industria y Navegación de Gijón y presidente de la Asociación de Empresas Socio-Sanitarias del Principado de Asturias (ADESSPA), se presentará respaldado por un grupo de socios y motivado por «ser testigos directos del malestar generalizado que actualmente se vive en el Grupo».

«La última decisión de convocar con tan inusitada precipitación y en tan inusuales fechas las próximas elecciones deja a las claras la situación a la que aludimos y que tiene su punto y seguido en otro tipo de actuaciones, como han sido el proceso de renovación de los carnés, la cesión de datos personales a una entidad bancaria, la compra de la finca ‘La Torriente’, la forma de ejecutar las obras en el Pabellón Verde...», apunta, al tiempo que alude a «los numerosos enfrentamientos judiciales, en su mayoría finalizados con sentencias en contra y con costas para la entidad».

Su postura es «radicalmente opuesta» a la que ha seguido la junta presidida por Tamargo. «Entendemos que cualquier continuidad afín al actual gobierno al frente del Grupo podría generar problemas de una gravedad que cada día que pasa va en aumento. Por ese motivo damos este paso adelante», explica.

Antonio Corripio es el primer candidato que muestra públicamente su intención de presentarse a las próximas elecciones, si bien todo apunta a que otra persona del actual equipo de Enrique Tamargo podría dar un paso adelante para concurrir, sin que ello signifique que siga una línea continuista con la actual dirección de la entidad.

El cambio de dirección se produce en tiempos convulsos. Marco Tuñón, el último presidente del Centro Asturiano de La Habana –que legalmente ya no existe como entidad, según sus letrados–, y el abogado Alejandro Alvargonzález manifestaron su intención de «presionar» para que los socios del Centro puedan participar en las elecciones del Grupo. De negárseles esa posibilidad, advirtieron, pedirán la anulación del proceso.