El Comercio

El Comité Ciudadano Anti Sida inicia las pruebas gratuitas de detección del VIH

vídeo

Los trabajadores y voluntarios David Menéndez, Horacio Maciel, Loly Fernández, Rosa Diéguez y Enrique Rodríguez posan en los locales que el comité regenta en el número 39 de Ramón y Cajal. / JOAQUÍN PAÑEDA

  • Para acceder al test, que en las farmacias se realiza sobre una muestra de sangre por seis euros, es preciso pedir cita previa por teléfono o internet

«Lo peor del VIH es no saber que lo tienes». Es la consigna que desde el Comité Ciudadano Anti Sida del Principado de Asturias no se cansan de repetir una y otra vez. Está científicamente probado que en el caso del virus de inmunodeficiencia humana (VIH) una detección precoz y, a su vez, el inicio del tratamiento cuanto antes, es vital. No solo para el propio afectado, sino para todos aquellos que le rodean, pues en la actualidad, y gracias a los avanzados fármacos disponibles, el riesgo de transmisión prácticamente desaparece al reducirse la presencia del virus en el cuerpo del paciente al mínimo con el tratamiento. Por este motivo, el comité lleva tiempo luchando por poder ofrecer la posibilidad de realizarse la prueba rápida del VIH en sus propias instalaciones. Una lucha que ya llegó a su fin, pues a partir de mañana cualquier persona mayor de 16 años que haya tenido alguna práctica de riesgo podrá saber si es portador del virus de forma prácticamente inmediata y, anónima, confidencial y gratuita.

Los primeros en hacerse la prueba, invitados por el propio comité, serán los miembros del colectivo Xega, con su presidenta, Yosune Álvarez Barragán, en cabeza. La idea, explica la presidenta del comité, Loly Fernández, es «poner en marcha una iniciativa de normalización y visibilidad de la prueba rápida en la que queremos hacer partícipes a los colectivos de nuestra comunidad, a los que iremos invitando de forma progresiva y coordinada».

La entidad se suma así a las dos farmacias que hoy mismo comenzaron a ofrecer la prueba rápida de VIH mediante una pequeña muestra de sangre que se obtiene de un dedo mediante un pinchazo con una lanceta y a un precio de seis euros. Se trata de las boticas Luisa Díez (Puerto de Tarna, 9) y Palacio (Manuel Llaneza, 21). «En nuestro caso, serán pruebas rápidas orales, para las que solo es necesario pasarse una lanceta por la encía y aguardar los veinte minutos pertinentes para conocer el resultado», indica Loly. El comité, agrega, forma parte desde hace un tiempo de la agrupación Prueba de Vihda, que aglutina a entidades similares procedentes de Cantabria, Valencia, Sabadell, Sevilla y Zaragoza para promover la difusión y gratuidad de este tipo de pruebas. «Acabamos de presentar, todos juntos, un proyecto al Ministerio de Sanidad para solicitar ayuda por su parte a la hora de adquirir las pruebas rápidas orales», explica.

Desde el comité, Loli recuerda, eso sí, que para que este tipo de pruebas sean efectivas «debemos respetar el llamado periodo ventana. Es decir, es necesario dejar pasar tres meses desde la práctica de riesgo hasta la prueba para asegurarnos de que el resultado es fiable», explica. En esos meses el cuerpo tendrá tiempo de producir anticuerpos suficientes para ser detectados por la prueba. Si el test arroja un resultado negativo, queda descartada la transmisión del VIH. El protocolo en el caso de un positivo es derivar al hospital de referencia para hacer una prueba confirmatoria, dado que las pruebas rápidas son un cribado, no un diagnóstico. Allí se valorará el estado del paciente y se iniciará el tratamiento cuanto antes.

Un resultado positivo, recalca la presidenta del comité, no es una sentencia de muerte desde hace años. «Hoy en día, la calidad de vida de una persona con VIH es estupenda, mucho más si la transmisión fue detectada a tiempo», asevera. La entidad también ofrece, desde sus inicios, asesoramiento y acompañamiento al centro sanitario correspondiente en los casos reactivos.

En la actualidad, la prueba rápida del VIH también se puede realizar en la Casa del Mar de Gijón y en el Hospital Monte Naranco de Oviedo. La prueba estándar se puede solicitar, además de en estos dos lugares, en los centros de la red pública de salud del Principado.

Para acceder al servicio de prueba rápida del comité es necesario solicitar cita previa en los teléfonos 985 33 88 32 ó 684 62 83 37 de lunes a viernes en horario de 10 a 14 y de 16 a 20 horas. También se puede dejar un mensaje en el contestador o a través de Whatsapp y contactar a través del correo info@comiteantisida-asturias.org y las webs www.comiteantisida-asturias.org y www.pruebadevihda.com.

Temas