El Comercio

«La Ley de Tasas fue de las pocas cosas que nos puso de acuerdo a todos»

Victoria Ortega, presidenta de la Abogacía Española, ayer, en el Centro de Cultura Antiguo Instituto.
Victoria Ortega, presidenta de la Abogacía Española, ayer, en el Centro de Cultura Antiguo Instituto. / AURELIO FLÓREZ
  • Victoria Ortega

  • Presidenta del Consejo General de la Abogacía Española

  • «La preocupación por la implantación del sistema tecnológico de 'papel cero' es que la tutela judicial efectiva no se vea perjudicada»

Victoria Ortega Benito es desde el pasado mes de enero la primera mujer que preside el Consejo General de la Abogacía Española. Ocupó el cargo al mismo tiempo que se puso en marcha la implantación del sistema denominado 'papel cero'. Ayer fue la encargada de inaugurar en el Centro de Cultura Antiguo Instituto las jornadas sobre 'Nuevas tecnologías en la gestión colegial y Lexnet', que durante dos días reúnen en Gijón a representantes de 40 entidades colegiales de todo el país.

-¿Cómo está resultando la implementación de la comunicación telemática con los juzgados?

-Está costando. El proceso ha empezado con dificultades, por un lado las lógicas de un sistema novedoso y por otro, por deficiencias en los medios materiales, en la propia formación y por la falta de interoperabilidad entre los diferentes sistemas de las comunidades autónomas. La principal preocupación de la abogacía es que la tutela judicial efectiva no se vea perjudicada.

-¿La brecha digital entre los abogados más veteranos y las nuevas generaciones limita el ejercicio de la profesión?

-La brecha digital ha existido siempre y en la incorporación a las nuevas tecnologías, bien sea por la edad o por la propia formación o disposición, a los más veteranos les puede costar más. A eso hay que unir la resistencia al cambio que va implícita en la propia naturaleza humana. Por parte de la Abogacía consideramos que la formación es absolutamente necesaria para la implantación del nuevo sistema.

-¿Será para mejor?

-Sin duda. El objetivo principal es la modernización de la Justicia. Si queremos una Justicia más ágil y más eficaz tenemos que aprovechar todo lo que la nueva tecnología aporta. La modernización de la Justicia es una exigencia del Estado de Derecho, tenemos que avanzar de la misma manera que lo hace la sociedad.

-¿Qué retos asume desde el cargo que ahora ocupa?

-Trabajamos en varios frentes: en la formación, la ordenación profesional con la implantación de nuevas leyes, en la creación de normas deontológicas que se adapten a las exigencias sociales actuales yen la defensa de los más desfavorecidos a través de la Justicia gratuita y el turno de oficio y de la defensa de los Derechos Humanos con carácter internacional.

-¿El sector se ha recuperado ya del retroceso denunciado con la ley de Tasas ahora derogada?

-No nos preocupaba tanto la profesión, que también, como la forma en la que afectó al ciudadano. No hay duda, y así ha sido recogido por el Tribunal Constitucional, que supuso una limitación del acceso a la Justicia para el ciudadano. Es de los pocos temas que nos han puesto de acuerdo a todos los que de una forma u otra trabajamos en la administración.

-¿Habrá un pacto de Estado por la Justicia?

-Estamos trabajando en ello en cuatro ámbitos: reformas orgánicas, reformas organizativas, profesionales y procesales. Queremos saber cuáles son los principios básicos que deben regir esas áreas para en cuanto haya un Gobierno establecido poner las bases de un futuro trabajo.

Temas