El Comercio

Foro propone reestructurar el Ayuntamiento con tres grandes gerencias y una plantilla polivalente

Foro propone reestructurar el Ayuntamiento con tres grandes gerencias y una plantilla polivalente
  • El objetivo, según ha explicado la concejala Ana Braña, es evitar «los grandes reinos de Taifas»

La concejala de Hacienda del Ayuntamiento de Gijón, Ana Braña (Foro), ha dado a conocer este martes en Comisión de Hacienda a los grupos municipales el Manual de Estructura y la propuesta organizativa del Ayuntamiento, en la que se plantean tres grandes gerencias sobre las que pilotarían el resto de departamentos, con cambios también en el personal para que este sea más polivalente y evitar "los grandes reinos de Taifas", ha comentado.

Braña, en rueda de prensa en el Consistorio posterior a la Comisión de Hacienda, ha explicado que estas tres gerencias se centrarían en los ciudadanos por un lado, la organización municipal por el otro, y el territorio. Su denominación sería la siguiente: Gerencia de Acción Social y Desarrollo Comunitario; de Organización Municipal; y de Ciudad Habitable y Ecología Urbana. La propuesta forma parte del Plan de Reforma y Transformación Organizativa 'Plan RETO', por el cual se realizó una auditoría sobre la estructura organizativa municipal para valorar cambios.

Asimismo, ha destacado que con ello se plantea un modelo disruptivo con lo anterior, ya que no habrá jefaturas de sección ni de servicio, sino que por debajo de las gerencias habrá las áreas y de ellas dependerán los departamentos, y por debajo estarán las unidades. Una estructura que se aplicará en el caso del Ayuntamiento pero que se quiere coordinar con la de los organismos autónomos y empresas municipales. También habrá un Comité de Dirección para coordinar las gerencias.

Todo ello afectaría a unas 1.000 trabajadores del Ayuntamiento, unos 2.000 si se cuentan organismos autónomos y empresas municipales. Los grupos municipales cuentan ahora con un plazo de 20 días para aportar sugerencias, mientras que también se recogerán las opiniones de los sindicatos.

Además, se quiere que los puestos directivos se cubran por personas que cumplan con los requisitos de méritos y capacidad, mientras que se dará cumplimiento al mandato plenario, de forma que en los departamentos todos los puestos se cubran por concurso. El mandato plenario hablaba en su día de cubrir las jefaturas de servicio por concurso, pero ya que van a desaparecer se extenderá en la nueva estructura a los departamentos.

En cuanto al personal, deberá cumplir con los requisitos de transversalidad, multidisciplinariedad, adaptabilidad y polivalencia. En este sentido, ha puesto de ejemplo que habrá un departamento de inspección, en lugar de específicos en cada área.

Braña ha insistido en que la idea es que no respondan las direcciones generales a las Concejalías, ya que estas pueden cambiar de un mandato para otro. "Ahí está el cambio", ha apuntado, para después incidir en que las gerencias deben responder a varios concejales pero partiendo de esos tres elementos; ciudadanía, organización municipal y territorio.

En todo caso, ha matizado que es un cambio progresivo y ha avanzado que se empezará con la gerencia que respete más la situación actual. La edil ha llamado la atención sobre el hecho de que en cinco años se jubila un nueve por ciento de la plantilla, por lo que será más fácil comenzar a realizar los cambios. Eso sí, ha dejado claro que "nadie" va a perder su poder adquisitivo, ya que se hará paulatinamente.

Primeros cambios en 2017

En cuanto a los plazos, existe un cronograma "muy optimista", según la concejala, que habla de un horizonte hasta 2019, último año de mandato. No obstante, Braña ha recalcado que todo esto tiene connotaciones presupuestarias y es necesario negociar la Relación de Puestos de Trabajo, por lo que no cree que dé tiempo. En esta línea, ha manifestado que se quiere que sea un modelo que tenga continuidad. Además, ha señalado que el inventario de puestos es el siguiente paso, para ver los perfiles que se necesitan y que orientarán sobre la RPT a negociar.

La edil ha considerado que en 2017 se podrán ver los primeros cambios. También ha destacado que esperan que los ciudadanos, con este nuevo modelo, noten una mayor eficacia y eficiencia y que los servicios funcionen mejor y estén más coordinados.