El Comercio

El corte parcial de Río de Oro causó «desconcierto» entre los vecinos

La calle Río de Oro, a diferencia de Rufo García Rendueles, estuvo cortada en dirección a Gaspar García Laviana durante toda la Semana de la Movilidad. A los vecinos de El Llano que habitualmente circulan por la vía, el experimento del sentido único les ha dejado confundidos por la elección de la calle y por la finalidad de la medida. «Si fuesen a hacer algo todavía lo entendería, pero si no tiene un fin concreto no sé para qué lo hacen», explica María Jesús Fernández, quien trabaja en una peluquería de esta calle. «Me desconcierta porque vengo a trabajar en coche a diario y para aparcar es un caos», sostiene.

A un vecino de la zona, José Ramón Fernández, la medida no le afecta en gran medida, ya que hasta su casa entra directo desde la avenida de El Llano. «Lo que a mí me ha llegado es que van a mantenerlo en el tiempo para ensanchar la acera, pero la verdad es que no hay demasiada información», comenta. Respecto a la acogida entre los vecinos, Fernández apunta a la división de opiniones: «A algunos les parece bien porque oxigena la calle y a otros les trastoca absolutamente los planes. He oído de todo».

En este segundo grupo se encuentran 180 vecinos que piden al Ayuntamiento, a través de una recogida de firmas en Change.org, que la circulación vuelva a la normalidad: «No han aportado ninguna explicación convincente, perjudicando de esta forma el día a día de muchos vecinos o a los propios negocios».