El Comercio

Cortan una calle en Laviada por un vertido de aceite

Operarios limpiando las manchas del suelo.
Operarios limpiando las manchas del suelo. / M. R.
  • Los operarios de Emulsa limpiaron el reguero dejado por un camión en menos de media hora y abrieron de nuevo al tráfico la calle de Avilés

El aceite vertido por un camión que circulaba por el barrio de Laviada obligó a cortar parcialmente la calle de Avilés poco antes de la una de la madrugada para que los empleados de Emulsa pudiesen limpiarla y dejarla abierta de nuevo a la circulación. Varios vehículos de la empresa municipal de limpieza se trasladaron al lugar para que media docena de operarios, pertrechados con productos de limpieza y mangueras, retirasen el larguísimo reguero de aceite que afectaba también, aunque en menor medida, a otras calles del barrio, que también fueron limpiadas. El tramo de la mencionada calle entre la avenida de Portugal y la calle de Magnus Blikstad se cerró momentaneamente al tráfico para evitar posibles accidentes, aunque los trabajadores facilitaron en todo el momento el acceso de los vecinos a los garajes mientras tenían lugar las labores de limpieza, tomando las precauciones necesarias para que no se produjesen incidentes. Tan solo unos pocos curiosos seguían desde la puerta de los bares de la zona o desde sus ventanas las labores de limpieza, que concluyeron en menos de media hora, quedando la calle abierta al tráfico poco antes de la 1.30 de la madrugada.

Temas