El Comercio

De Gijón hasta Kenia en bicicleta

Nicolás Merino Fernández, con su bicicleta a cuestas, en un paraje boscoso.
Nicolás Merino Fernández, con su bicicleta a cuestas, en un paraje boscoso. / H. T.
  • Nicolás Merino inicia el 30 de octubre un viaje solidario de 10.000 kilómetros. Antes busca fondos para ayudar a una aldea keniata

El 30 de octubre comienza su viaje. El gijonés Nicolás Merino Fernández, de 27 años, iniciará una travesía solidaria. Recorrerá en bicicleta los más de 10.000 kilómetros que unen Gijón con un pequeño pueblo de Kenia llamado Tala, una localidad perteneciente al condado de Machakos. Según el censo de 2009, es la novena zona urbana del país africano.

En 2014, durante más de seis meses, Nicolás Merino realizó un voluntariado con la ONG Kubuka ('Más por ellos'). Fue su primera experiencia con estos jóvenes apadrinados, como educador en un centro formativo. Esta aventura le ayudó a conocer en profundidad la organización para la que colabora. Kubuka nace del empuje de un grupo de jóvenes que decide emprender un proyecto social, concretamente en Kenia y Zambia. A sus miembros les une la determinación para dedicar parte de su vida en apoyar una causa desinteresada, acercando una realidad tan diferente para tanta gente.

Ahora Nicolás quiere continuar ayudando a los jóvenes de aquella población. Quiere hacerlo de una forma diferente y llamativa, que atraiga financiación externa. El reto no es sencillo: recorrer en bicicleta la distancia que une su casa en Gijón con el que será su hogar en los próximos meses. Durante más de cinco recorrerá los 10.000 kilómetros que separan su ciudad natal de Tala. Ahora, habiendo atraído ya a varias marcas, sigue necesitando financiación para continuar con su aventura y poder hacer una donación económica a la organización para la que colabora.

El camino es largo en lo físico, lo logístico y también en lo burocrático. Tras varios meses de preparación, comienza la cuenta atrás de esta aventura.