El Comercio

Cuatro conductores dieron positivo

  • Además dos conductores fueron denunciados administrativamente por circular con presencia de drogas en su organismo y otro más fue detenido por conducir con el permiso retirado por sentencia judicial.

En los distintos controles efectuados por la Policía Local de Gijón durante el fin de semana pasado, cuatro conductores resultaron denunciados en vía administrativa por superar las tasas de alcoholemia permitidas al volante y ocho conductores fueron detenidos acusados de un presunto delito contra la seguridad vial por conducir bajo la influencia del alcohol. Además, según el parte policial, dos conductores fueron denunciados administrativamente por circular con presencia de drogas en su organismo y otro más fue detenido por conducir con el permiso retirado por sentencia judicial. En ninguno de los casos se produjo un accidente de circulación sino que todos fueron objetos de controles. La Policía Local intensifica durante las noches del fin de semana estas pruebas precisamente por seguridad.