El Comercio

Fallece Covadonga Fournier Gancedo a los 67 años

  • El funeral en su memoria se celebrará mañana a la una de la tarde en la iglesia de San Julián, en Somió, y luego será incinerada en la intimidad familiar

María Covadonga Fournier Gancedo falleció ayer a los 67 años en el Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) como consecuencia de una larga y compleja enfermedad que empezó a quebrar su salud hace un año. La fallecida, hija del conocido ginecólogo gijonés Alejandro Fournier y esposa del arquitecto, ya jubilado, Alejandro Miranda, era madre de dos hijos, Alejandro y María, y tenía tres nietos. «Nos queda el consuelo de que ha estado muy bien acompañada por la familia en estos últimos meses», señalaba ayer su viudo.

Covadonga Fournier tenía la carrera de Comercio, pero no llegó a ejercer. Se dedicó a su familia y en diferentes momentos ayudó en sendos negocios familiares dedicados al mueble y la decoración: Miranda, de su padre político, en la calle Covadonga; y Miranda Fournier, de su hija, primero en Marqués de San Esteban y luego en San Antonio.

El funeral, mañana

Alejandro Miranda quiso agradecer ayer, emocionado, tanto la atención recibida por su esposa en el Centro Médico de Oviedo como en el Hospital Central, donde permaneció ingresada los últimos cuatro meses. El funeral en su memoria se celebrará mañana a la una de la tarde en la iglesia de San Julián, en Somió, y luego será incinerada en la intimidad familiar.