El Comercio

La edil Ana Braña.
La edil Ana Braña. / J. PETEIRO

Aprobados 275.000 euros más para la Escuela de Comercio

  • La izquierda rechaza modificar el presupuesto para destinar 9,6 millones de euros del remanente a amortizar la deuda y solo uno a obras

Varios imprevistos sobrevenidos durante las obras de la antigua Escuela de Comercio requieren de una aportación adicional de 275.000 euros. Una modificación presupuestaria que recibió ayer el visto bueno de la comisión de Hacienda, con los votos a favor de Foro, PP y C's y la abstención de PSOE, Xixón Sí Puede e IU. El informe técnico revela que es necesario desmontar una superficie de plomo y «eliminar la cama de mortero de cemento sobre la que descansa».

Asimismo, la dureza de la piedra encontrada al excavar hace necesaria la utilización de un martillo picador hidráulico, «lo que impide usar los medios auxiliares previstos». Éstos son solo algunos de los imprevistos detallados en el informe que, no obstante, subraya que el plazo para la finalización de los trabajos no varía. Se mantiene, por tanto, en 30 meses que comenzaron a contar en febrero de 2015. Por el contrario, la modificación presupuestaria para emplear el remanente de Tesorería no obtuvo luz verde por parte de la comisión de Hacienda.

La propuesta de la concejala responsable de este ámbito, Ana Braña, solo fue respaldada por el PP. PSOE, Xixón Sí Puede e IU la rechazaron, mientras C's se abstuvo. La nueva modificación del presupuesto municipal diseñada por Foro plantea dedicar 9,6 millones de euros a la amortización de deuda y más de un millón para inversiones en obras financieramente sostenibles que deben estar adjudicadas antes del 31 de diciembre de este año. Estas últimas se refieren, sobre todo, a mejoras en colegios y a mantenimiento viario.

Más información

«Llevamos meses pidiendo más información sobre los escenarios que se nos plantean en caso de no amortizar tal cantidad de deuda y advirtiendo de que hay muchas necesidades que señalan los vecinos», indicó la concejala socialista Marina Pineda. Por su parte, Ana Castaño, de IU, afeó la postura de Braña, quien «debería haber iniciado una estrategia» de negociación y presentado una propuesta diferente pues «sabe que la mayoría del Pleno opinamos otra cosa».

Una opinión similar expuso Nuria Rodríguez, de Xixón Sí Puede, quien destacó la urgencia de acometer inversiones en Cimadevilla, por ejemplo. En cambio, el edil popular Pablo González consideró que dedicar casi todo el remanente a la amortización de préstamos es adecuado pues «estamos muy agobiados con la deuda». Asimismo, el concejal de Ciudadanos, José Carlos Fernández Sarasola, se abstuvo al retirarse de la propuesta el plan presentado por su partido para cambiar la arena de los juegos de Isabel la Católica por suelo de goma.