El Comercio

Aurelio Martín.
Aurelio Martín. / P. UCHA

IU alentará el pacto de izquierdas solo hasta el 31 de diciembre

  • «Si en esa fecha no hay atisbos de acuerdo ya no será viable la moción de censura», advierte Martín, quien reconoce que no ha habido avances

Una oferta con fecha de caducidad. El portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Gijón fijó ayer un límite temporal a la propuesta que realizó su formación, a través de una carta, al PSOE y a Xixón Sí Puede para lograr un acuerdo de las fuerzas de izquierdas con vistas a desalojar a Foro del equipo de gobierno.

Aurelio Martín lo dejó claro. «Si el 31 de diciembre no hay atisbos de un posible acuerdo, en Izquierda Unida interpretamos que ya no será posible porque no sería serio», planteó. En opinión de esta formación, el mandato estaría «demasiado avanzado» y «carecería de sentido» presentar una moción de censura, recalcó el portavoz de IU, quien ayer acudió a 'La Lupa', en Canal 10. «Una moción de censura no es un capricho, es para visualizar otra alternativa y a mitad de legislatura ya no da tiempo», insistió. Eso sí, aunque indicó que sí se han producido «contactos bilaterales discretos», también puntualizó que a día de hoy no se ha podido celebrar una reunión entre las tres fuerzas políticas. De hecho, reconoció que no ha habido avances y que desde su punto de vista no cree que «sea un asunto fácil». De hecho, hasta la fecha, en Xixón Sí Puede se han mostrado contrarios a ahondar en un posible acuerdo que incluya a los socialistas.

«No lo veo en la agenda más cercana e inmediata, aunque no sé lo que puede pasar en los próximos meses», añadió Aurelio Martín, quien explicó que tanto PSOE como Xixón Si Puede e IU «compartimos el análisis y la necesidad de un gobierno de cambio, pero no hay un acercamiento de cómo podría ser ese gobierno de cambio.

«Lo que nos falta es dar el paso fundamental: hacer el acuerdo para que haya una alternativa», remarcó Martín. Para articular ese pacto indicó que lo primero tendría que ser centrarse en elaborar un «programa de cambio». Y, además, «no poner a las personas ni a los cargos por delante».

«7 de 15 no son mayoría»

En ese sentido, envió un mensaje a los socialistas: «El PSOE tiene que mover ficha, ya no es una fuerza hegemónica y creo que es algo que aún no ha metabolizado». «Y siete concejales de quince no son mayoría», puntualizó aludiendo al reparto de ediles en un hipotético pacto de izquierdas (siete del PSOE, seis de Xixón Sí Puede y dos de IU). Y aunque reconoció que no le parece la solución más idónea recuperó su propuesta de que la Alcaldía sea rotatoria, dos años para los socialistas y otros dos para Xixón Sí Puede.