El Comercio

Germán Vizcaíno recurre el fallo de las luces navideñas a favor de Blachere

  • Con contrato de 2011 a 2015, presentó una oferta más cara que la francesa, pero recibió más puntuación en el apartado técnico

La iluminación navideña de Gijón se ha convertido ya en el culebrón del invierno. La decisión del Ayuntamiento de Gijón de otorgar el contrato a la empresa francesa Blachere ha quedado en suspenso. La competidora que perdió el concurso abierto por el Gobierno municipal, la asturiana Germán Vizcaíno, ha presentado un recurso contra la decisión del tribunal. Este adjudicó los trabajos a la oferta más barata, en detrimento de la superior técnicamente.

Tal y como adelantó EL COMERCIO, Blachere logró 55 de los 100 puntos del baremo solo con presentar una oferta económica más baja que su competidora. El tribunal, no obstante, valoró el diseño y las mejoras incluidas en la propuesta de Germán Vizcaíno.

Ambas empresas son sobradamente conocidas en la ciudad. La asturiana fue fundada por Germán Vizcaíno en 1969. El creador falleció este verano en su casa de Viella a los 67 años, pero al frente del negocio continúa su hijo, que la ha convertido en una de las empresas expertas en montajes lumínicos de todo el país.

En Asturias se ha encargado de animar las fiestas en Lugones y la Pola, además de ser la responsable de iluminar la Navidad gijonesa entre 2011 y 2016. Radicada en el polígono Puente Nora, a ella se deben las imágenes más virales de los últimos años, gracias, sobre todo, a los 'photocall' montados con galletas gigantes, los Reyes Magos o paquetes de regalos.

Las largas colas para hacerse fotos con los elementos lumínicos fueron prueba de su éxito, como aplaudidos resultaron el Papa Noel gigante que coronaba la calle Corrida o los arcos de las calles.

La francesa, por su parte, fue polémica protagonista en 2006. Su iluminación, que ejecutó como subcontrata y no adjudicataria directa, generó un rechazo casi unánime entre los comerciantes, que tenían que pagarla, al considerar «decepcionante» el resultado. Solo en una calle, la de Juan Alvargonzález en El Llano, un centenar de comerciantes se negaron a abonar el coste, al considerar que el resultado no merecía los 53 euros que debían pagar.

Unas quejas que volverán a repetirse hoy mismo. A las 20.10 horas, un grupo de comerciantes y hosteleros de La Calzada han convocado una concentración de protesta en Cuatro Caminos. No han olvidado ellos los problemas generados por Blachere en 2006 y 2007 y advierten de que la Navidad «es una época que genera mucho empleo». La ganadora final del concurso será adjudicataria por dos años.