El Comercio

Álvaro Alonso Ordás.
Álvaro Alonso Ordás. / CITOULA

La Cámara cerrará este año con beneficios y presenta para 2017 un presupuesto de 5,3 millones

  • El pleno nombrará mañana nuevo secretario general a Álvaro Alonso, quien resultó elegido entre los seis aspirantes al cargo

El pleno de la Cámara de Comercio, Industria y Navegación de Gijón deberá ratificar mañana, en su reunión ordinaria de noviembre, el presupuesto previsto por la entidad para el próximo ejercicio, que asciende a 5,3 millones de euros. Se trata de una cifra ligeramente superior a la del presente año, que ascendió a 5,1 millones.

Tal y como es habitual, la mayor parte de los ingresos de la entidad, hasta 3,8 millones, procederán de las actividades del recinto ferial (ferias y exposiciones), con la Fidma como principal abanderada. En el próximo ejercicio se recupera, además, Normueble, una cita de carácter bienal con arraigo en Gijón. Es, por tanto, un planteamiento económico continuista que pretende afianzar la tendencia positiva de años anteriores.

Según ha podido saber EL COMERCIO, el comité ejecutivo y el pleno cameral conocerán también un adelanto del cierre de este 2016, en el que se prevén unos beneficios superiores a los 100.000 euros. Se trata de un ejercicio que ha sido 'peculiar'. En primer lugar, hubo importantes gastos de personal -entre jubilaciones y prejubilaciones- para los que si bien se habilitó un presupuesto extraordinario, parte de esas operaciones repercutió en las cuentas ordinarias. Además, dada la falta de Gobierno central, hubo importantes ausencias de programas dirigidos a empresas y que habitualmente se desarrollaban en la Cámara gijonesa. Todo ello, sin embargo, pudo ser compensado por un nivel de actividad que fue, un año más, especialmente significativo. Este previsible cierre positivo vuelve a situar a la Cámara de Comercio en una posición destacada ante ese «ente coordinado» que se aspira a crear «en un futuro» entre las tres cámaras asturianas. Un ente que, no obstante, está en una situación de 'stand by' total.

Otro de los asuntos importantes que se tratará en la reunión plenaria de mañana es la ratificación del nombramiento del secretario general seleccionado por un tribunal interno de la institución cameral entre los seis candidatos presentados para ocupar durante un lustro ese puesto. El elegido, según ha confirmado EL COMERCIO, es Álvaro Alonso Ordás.

Álvaro Alonso Ordás ocupa el cargo de manera interina desde que el pasado 21 de enero fuera ratificado por el pleno de la Cámara para sustituir temporalmente a Macarena García Fernández-Nespral, que anunció su marcha después de decenios de servicio a la entidad cameral. Alonso es licenciado en Derecho, y lleva vinculado a la Cámara gijonesa desde hace dos años, tras haber ocupado el cargo de secretario general de la Federación de Empresarios del Metal y Afines (Femetal). Su reto era pilotar la adaptación de la estructura cameral a la nueva Ley de Cámaras.