El Comercio

Astur Promotora entra en concurso de acreedores por una deuda de cien millones

  • La constructora era la impulsora del complejo comercial y hostelero previsto en la Ería del Piles, cuyas obras tenían previsto iniciarse en 2017

La empresa Astur Promotora Urbana 2004 ha entrado en concurso de acreedores por una deuda acumulada de cien millones de euros. Así lo ha dictaminado uno de los juzgados de lo Mercantil de Oviedo, que suspende a la compañía «en el ejercicio de las facultades de administración y disposición de su patrimonio, facultades que pasarán a ejercitarse por la Administración concursal». Asimismo, el administrador tendrá que encargarse de «evacuar el inventario de bienes en el plazo de quince días» y de elaborar el informe pertinente en un mes. Astur Promotora es la firma impulsora del complejo hotelero, hostelero y comercial proyectado en la Ería del Piles, cuyas obras estaban previsto que comenzasen en otoño de 2017.

El juzgado ha solicitado a los propietarios de la empresa que, en un plazo improrrogable de diez días, aporten la documentación necesaria para el desarrollo del proceso judicial. Así como al depósito de una provisión de fondos por importe de 4.000 euros. Con este dinero, se costearán «las publicaciones y anotaciones que hayan de practicarse durante la tramitación de este procedimiento», según recoge la sentencia. Asimismo, el juez ha ordenado que, sin demora, la administración concursal realice «una comunicación individualizada a cada uno de los acreedores». Precisamente, Ignacio Blanco Urizar, abogado que representa los intereses de uno de los reclamantes, fue quien promovió el concurso de acreedores.

Banco 'malo'

La Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb), conocido popularmente como banco 'malo', también figura entre los acreedores de Astur Promotora. Los vecinos de la Ería del Piles ya habían alertado tiempo atrás de que la constructora había recibido un préstamo de 3,5 millones de euros por parte del Banco Sabadell y otro de 11,5 de Liberbank, aunque este último después lo vendió a la Sareb. Los empresarios de Astur Promotora, que intentaban sacar adelante esta operación desde hace más de una década, han tenido que hacer frente a numerosos obstáculos en el camino. Uno de los más difíciles de sortear surgió en noviembre de 2015, cuando un informe desfavorable de la Comisión de Urbanismo y Ordenación del Territorio del Principado de Asturias (CUOTA) les obligó a reiniciar la tramitación de cero.

Dicho proyecto se está tramitando de forma desligada a la actual revisión del Plan General de Ordenación (PGO) en dos partes. Por un lado, como una modificación concreta del planeamiento urbanístico de 1999 y, por otro, como un Plan Especial de Reforma Interior (PERI 100). La sentencia establece que se comunique el concurso a la Agencia Tributaria y la Seguridad Social «interesando la suspensión de las ejecuciones» que estuviesen en tramitación en dichos órganos. Además, el deudor tiene el deber de comparecer personalmente ante el juzgado y la Administración concursal siempre que sea requerido.