El Comercio

Absuelto un hostelero acusado de violar a una mujer en su sidrería

  • La Sección Octava de la Audiencia Provincial apoya el escrito del fiscal que no presentó cargos al no dar credibilidad a la versión de la víctima

La Sección Octava de la Audiencia Provincial ha absuelto a un hostelero juzgado hace dos semanas de un cargo de violación. La denunciante, una vecina de León, aseguró que los hechos habían ocurrido en la sidrería del denunciado, en el barrio de El Carmen.

Sin embargo, la fiscalía no presentó acusación durante el procedimiento judicial, iniciado en 2014. Tras la vista oral, solicitó para el denunciado la libre absolución al considerar que la presunta víctima había caído en numerosas contradicciones en su relato y que no había pruebas ni indicios que sustentasen su versión. Por su parte, la acusación particular pedía para el denunciado una condena de 30 años de prisión, así como el pago de una indemnización de 15.000 euros por las secuelas sufridas. Contra la resolución judicial cabe recurso.

Los hechos tuvieron lugar la noche del 27 de julio de 2014, si bien la mujer no interpuso la denuncia hasta días después, cuando ya había regresado a León. El hostelero no negó haber mantenido relaciones con la mujer, pero aseguró desde el inicio que habían sido consentidas.

Algo que negó la denunciante. Explicó que había salido de copas, lo había conocido en un bar y después de tomar dos cervezas ya no recordaba nada de lo ocurrido, porque, supuestamente, la había drogado para cometer el abuso, aunque no aportó prueba alguna. El hostelero estudia interponer una denuncia contra ella, una vez que el fallo sea firme, por «el calvario sufrido durante estos dos años».