El Comercio

La concesionaria del camping de Deva prolongará la gestión durante veinte años más

Camping Deva Sociedad Limitada, del empresario Tony Amieva, seguirá al menos dos décadas más al frente del equipamiento turístico del mismo nombre, de titularidad municipal. La junta de gobierno ratificó ayer la nueva concesión, a la que también optaba la madrileña Resicamping. El contrato contempla una prórroga de cinco años una vez concluyan los veinte iniciales.

La oferta de Camping Deva SL contempla el pago de un canon anual de 60.000 euros que empezará a abonar a partir del sexto año de actividad. Durante el primer lustro estará exento de este compromiso, si bien durante ese tiempo deberá realizar inversiones en la instalación que en su propuesta cifra en 636.000 euros más IVA. A partir del undécimo año de explotación, además, deberá desarrollar un plan de mejoras que suponga la inversión de 17.630 euros al año.

En el apartado de criterios sociales, la adjudicataria se compromete a dedicar un 10% del presupuesto anual del contrato a financiar proyectos «de interés social y solidario» relacionados con su actividad. Serán 7.200 euros al año que irán destinados a colaborar en la organización de campamentos de verano o actividades extraescolares por parte de entidades y asociaciones locales. La propuesta de acciones para todo el año se presentará en los dos primeros meses de cada ejercicio.