Más de 60.000 gijoneses de fiesta

Un maratón de parchís inició ayer las fiestas patronales en el Club Natación Santa Olaya. / PALOMA UCHA
Un maratón de parchís inició ayer las fiestas patronales en el Club Natación Santa Olaya. / PALOMA UCHA

Grupo, Santa Olaya, La Guía, Cimavilla, La Camocha y Serín llenan el puente de ocio

E. C. GIJÓN.

El Club Natación Santa Olaya puso ayer el prólogo, con un torneo de ping-pong y un maratón de parchís que tendrán continuación en días sucesivos, a una semana llena de actos festivos que, sin perjuicio de la fiesta regional del próximo viernes, día de Covadonga, convoca a más de 60.000 gijoneses a llenar el puente que lleva al otoño de ocio con deporte, música, gastronomía, juegos y mucha alegría. Son seis los clubes, barrios y parroquias que han organizado festejos esta semana, con especial concentración de actos entre jueves y sábado.

Los 39.000 socios del Grupo y los 16.000 del Club Natación Santa Olaya disparan por sí solos la importancia cuantitativa de los festejos, pero son varios los barrios y parroquias que, de forma cualitativamente no menos entusiasta, hacen de este puente un hito del verano gijonés que sigue a la Semana Grande.

A los actos programados por el Santa Olaya, que aprieta hoy el acelerador de las actividades con una jornada de puertas abiertas en la que los no socios pueden participar en algunas actividades, además de visitar las instalaciones del club, para alcanzar la meta el viernes y dejar libre el fin de semana, se une hoy La Guía, con un pregón a cargo del comentarista deportivo Rodrigo Fáez, a las 20 horas, en el salón del actos del colegio Río Piles. Un concierto del Coro de Voces de Cimadevilla (20.30 horas) y un pincheo para socios con tortillas aportadas por los mismos darán pie a la primera verbena, a partir de las 23 horas.

Y mañana, jueves, la programación se extiende ya a todas las organizaciones convocantes, aunque con la diversidad como característica.

Así, el Grupo Covadonga se abre a sus invitados y organiza unos fuegos artificiales que reúnen tradicionalmente a varios miles de personas, mientras que Serín, por ejemplo, sin rechazar a nadie, busca que sus fiestas sean unas jornadas de participación y disfrute básicamente vecinal.

También mañana finaliza el plazo de inscripción para una de las actividades que La Camocha trata con más cariño de su programa festivo. Se trata de la IV Carrera Popular La Santina, en la que está prevista la participación de varios discapacitados que se valen de ayuda de otras personas para 'correr' desde su silla de ruedas. Una de las parejas inscritas en ese contexto de integración y colaboración, está compuesta por una persona en silla de ruedas que guiará los pasos de un invidente.

Otro barrio implicado en este puente festivo es Cimavilla, que ya empezó el p1 de septiembre su celebración de Los Remedios y La Soledad y que, tras una interrupción desde el lunes, hasta hoy, retoma mañana las actividades diarias hasta el domingo, pero no el próximo, sino el siguiente, día 17 de septiembre. Casi una quincena completa de diversión para conmemorar a las dos vírgenes que tienen capilla en el barrio.

Fotos

Vídeos