«Es un acierto dar el Felpeyu a la defensa de 'La manada'»

«Es un acierto dar el Felpeyu a la defensa de 'La manada'»

La socióloga Rosa Cobo, que recibe hoy el premio Comadre de Oro, destaca que este caso «ha visibilizado algo que estaba oculto»

P. LAMADRID GIJÓN.

«Recibo el premio Comadre de Oro con muchísima alegría, como un gran honor. La verdad es que me hace mucha ilusión». Rosa Cobo (La Cavada, Cantabria, 1956), profesora titular de Sociología en la Universidad de A Coruña, no faltará esta noche a la entrega del galardón otorgada por la tertulia Les Comadres -«un selecto club feminista»- por su labor para promover la igualdad entre mujeres y hombres. En el otro extremo, el antipremio ha recaído en los tres abogados de 'La manada'.

«Me parece que ha sido un gran acierto otorgarles el Felpeyu porque, al hacerlo, están poniendo de manifiesto el profundo disgusto y el gran desagrado que tenemos las mujeres españolas y particularmente las feministas con el trato que se le ha dado a 'La manada'», indicó ayer Cobo. Les Comadres consideran que Agustín Martínez Becerra, Juan Manuel Canales y Jesús Pérez basaron su defensa «en la demonización de la víctima», lo que generó una ola de apoyos a la joven que había denunciado la agresión sexual ocurrida durante los Sanfermines. «El caso ha sido muy importante porque ha permitido que algo que se hacía en un ámbito oculto y privado se visibilice y eso no se lo esperaban ni los acusados que jugaban con la vergüenza que les da a muchas mujeres denunciarlo y tampoco la opinión publica», destacó.

El feminismo ha recibido nuevos bríos en los últimos tiempos. Buena prueba de ello es el movimiento 'Me too', organizado para denunciar los casos de acoso y agresión sexual que se expandió a raíz de los escándalos protagonizados por el productor cinematográfico Harvey Weinstein. En la entrega de los Globos de Oro y más recientemente en la de los Goya, también hubo discursos y símbolos para denunciar el trato vejatorio que sufren muchas mujeres. «Todo esto tiene un significado político extraordinariamente importante porque significa que para las mujeres está comenzando a ser más importante decirlo y buscar que se penalice a los agresores que el estigma que pueda causar por haber sido agredida sexualmente», recalcó Cobo.

«Reprobaría en público a Arturo Valls por sus declaraciones en la ceremonia de los Goya»

Ese sufrimiento, que «ha ido creciendo de forma subterránea», ha estallado ahora «con mucha más significación de la que podemos imaginar». El caso Weinstein «ha permitido que catalice ese malestar y que salga a la luz». La solución a la lacra que supone la violencia de género es muy compleja. Cobo pone de manifiesto la necesidad de impulsar un gran pacto político y social para atajar esta situación. «Hacen falta políticas públicas para poder apoyar integralmente a las mujeres agredidas para que no se vean en la obligación de continuar con sus maridos porque no tienen dónde ir, por miedo o porque no quieren perder a sus hijos», señaló. Para desarrollar dichas estrategias, «las feministas debemos estar en las instituciones y ser las que diseñemos y apliquemos estas políticas».

Huelga del 8 de marzo

Respecto a la huelga convocada por el movimiento feminista para el 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, augura que tendrá una gran repercusión. «Podemos decir que muchas de nosotras no vamos a aceptar silenciosamente las agresiones y las desigualdades», un actitud que se reflejará en forma de movilizaciones sociales como las previstas para esa fecha.

Ahora que se acerca el carnaval, Cobo indicó que le quitaría la careta a Arturo Valls por sus críticas a la iniciativa 'Más mujeres' plasmada en los últimos premios del cine español. «Cuando pedimos que cese la violencia y mayores espacios de igualdad dice que esto es marear. Yo le reprobaría públicamente, como ya se ha hecho, y estoy muy contenta por ello», comentó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos