Areces pide que Gallego y García «sean capaces de estar en una misma lista»

Vicente Álvarez Areces. / P. CITOULA

El senador socialista considera que ambos «tienen cualidades y méritos» para ocupar la Secretaría General del PSOE gijonés

CHELO TUYA GIJÓN.

Dulce Gallego y Monchu García «tienen cualidades y méritos para aspirar a la Secretaría General del PSOE en Gijón». La que fue concejala durante los tres mandatos de Paz Fernández Felgueroso (1999-2011), al igual que el actual edil llegado con el equipo de José María Pérez, «tienen una experiencia y una trayectoria de militancia muy meritoria». Tanto que «deberían estar juntos en una misma lista». Son palabras del senador socialista Vicente Álvarez Areces que suma en su tarjeta de visita el haber sido el alcalde de Gijón durante tres legislaturas (1987-1999), así como presidente regional otras tres (1999-2011).

Tras conocer por EL COMERCIO que la carrera hacia la Secretaría General de la Agrupación Municipal Socialista cuenta con dos potenciales candidatos, Dulce Gallego y Monchu García, Álvarez Areces considera que «ahora lo importante es que sean capaces de estar juntos en una misma lista que sea apoyada por una mayoría de militantes socialistas en Gijón».

En su opinión, «hay que elaborar una lista representativa del conjunto de la militancia, intergeneracional, que sea capaz de abrir un nuevo camino de esperanza para que el PSOE en las próximas elecciones pueda liderar el futuro de esta ciudad, como ha hecho durante casi todo el periodo democrático, con innegables aciertos reconocidos por los ciudadanos».

A partir del miércoles

Una posición la de Álvarez Areces que ayer aplaudían afines a ambos candidatos. Aunque ninguna de las opciones es firme aún, pues el calendario para las asambleas locales se abre el próximo miércoles, quienes avalan tanto a Gallego como a García entienden que «sería ideal llegar a un acuerdo para ofrecer una candidatura de integración».

Una posición que llega tras meses de fractura en el PSOE, tras la renuncia del secretario general, Pedro Sánchez, la puesta en marcha de una gestora que presidió el jefe del Ejecutivo asturiano, Javier Fernández, y unas primarias en las que Sánchez recuperó el poder perdido en contra de todo pronóstico.

Candidatura completa

La fuerza de la militancia contra el aparato marcó las elecciones en las federaciones regionales. En Asturias, Adrián Barbón, 'sanchista', fue elegido presidente de la Federación Socialista Asturiana frente a la propuesta del 'susanista' José María Pérez. Ahora, tanto Dulce Gallego como Monchu García rechazan las etiquetas y hablan de momento de «unión» y «recuperación» de la principal agrupación socialista asturiana.

Según el censo oficial, son 1.305 los militantes gijoneses con derecho a voto. La elección de nuevos dirigentes tiene como fecha tope el 26 de noviembre y los candidatos deben concurrir con todo su equipo, no solo con su propuesta personal. Los estatutos marcan que, como mínimo, la comisión ejecutiva tendrá una Secretaría General, otra de Organización y una última de Política Municipal.

Fotos

Vídeos