El Ayuntamiento retira los carteles que provocaron la queja de Melilla

El cartel de la polémica. / PAÑEDA
El cartel de la polémica. / PAÑEDA

Médicos del Mundo ve «desproporcionada» la reacción por un anuncio sobre la violencia contra niños de la calle en la ciudad autónoma

E. P. / E. R. GIJÓN.

El Ayuntamiento de Gijón ha decidido retirar los carteles de la ONG Harraga, financiados por Médicos del Mundo, en los que denunciaba «las palizas, explotación sexual, drogodependencias y discriminación que sufren los niños y adolescentes que viven en las calles de Melilla». La decisión ha sido adoptada un día después de que el Gobierno de la ciudad autónoma expresara su queja tras ser alertado por un melillense que veranea en Gijón. Fuentes municipales aseguraron que la ONG Médicos del Mundo había pedido la cesión de un espacio publicitario para una campaña, para la que se habilitaron algunos mupis durante dos semanas. Aseguran que desconocían que la Fiscalía hubiese archivado un informe de Harraga sobre este asunto al no quedar demostrados los hechos denunciados y que contactará con Médicos del Mundo para aclarar lo sucedido.

Esta asociación tildó ayer de «desproporcionada» la reacción del consejero de Bienestar Social de Melilla, Diego Ventura, y señaló que le había sorprendido «negativamente». La razón es que el panel forma parte de la campaña de Médicos del Mundo 'Personas que se mueven', que desde marzo conciencia en España sobre la problemática que sufren inmigrantes y refugiados. Añadió que el cartel de Harraga es uno más de los que da voz a un mensaje muy similar a lo denunciado por el Defensor del Pueblo e indicó que el propio consejero advirtió públicamente de que la situación de estos menores no es buena. La asociación quiso subrayar que «el panel no cita ni al Gobierno de Melilla, ni a la ciudad ni a los melillenses».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos