Braña: «Si la oposición quiere más dinero para proyectos, veremos de dónde se saca»

El equipo de gobierno hará una propuesta en base a la previsión de ingresos

I. V. GIJÓN.

La concejala de Hacienda, Ana Braña, descartó ayer que un hipotético rechazo del Pleno al proyecto de ordenanzas fiscales para 2018 pueda comprometer las cuentas municipales. «El problema dependerá de los proyectos que quiera incorporar cada grupo cuando llegue la fase de negociación de los presupuestos. El equipo de gobierno hará una propuesta en base a la previsión de ingresos. Y si luego los partidos quieren ver más dinero consignado habrá que ver de dónde se saca», indicó.

Añadió que si la intención de estos grupos es pedir que el Ayuntamiento incurra en nuevos gastos, «las propuestas que hizo la izquierda tampoco eran lo suficientemente valientes como para afrontarlos, sobre todo en el caso del PSOE, que se sube al carro de los ingresos pero salvo su propuesta de IBI diferenciado, que retiró, el resto de enmiendas que presentaba eran bonificaciones. Ningún incremento de ingresos».

Desde el PSOE su portavoz, José María Pérez, señaló que «quienes se ponen de acuerdo para hablar de gastos deberían tener la responsabilidad de hacerlo también con los ingresos». En este sentido, indicó que «si IU y Podemos creen que puede haber un problema de ingresos, que hablen con sus socios de Foro para ver cómo abordarlo». Con respecto a la retirada de su enmienda sobre el IBI diferenciado, comentó que cuando la presentaron lo hicieron «con prudencia al no tener información sobre su repercusión».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos