El ciclo de FP del 'Gedo' al que Educación pretende retirar la ayuda tiene la matrícula llena

32 jóvenes piden cursar Mantenimiento Electrónico, con 24 plazas. El centro defenderá esta cifra ante la consejería para evitar llegar a juicio

E. RODRÍGUEZ GIJÓN.

Su nombre apareció en la lista que Educación entregó en abril a los representantes de la escuela concertada. La Consejería de Educación planteaba entonces un 'tijeretazo' de 32 aulas y el primer curso del grado superior de Mantenimiento Electrónico que imparte el Revillagigedo, el 'Gedo', era uno de los afectados por la supresión de los conciertos, de ayudas públicas. Educación alegó entonces la baja matrícula, un argumento que nunca ha compartido la dirección. Porque que empezara el curso con 22 alumnos y en junio quedara una quincena pone de manifiesto, según el centro, lo solicitado que está su alumnado, muy demandado por las empresas de la rama industrial y del sector de la Innovación y el Desarrollo (I+D).

De hecho, en las alegaciones que presentó ante el departamento de Genaro Alonso figuraba el elevado porcentaje de inserción laboral de este ciclo, «próximo al 80%, incluso durante los años de la crisis», y «cómo el número de matriculados se había mantenido en los últimos años y es incluso superior a los que hay en la pública». «No es lógico -añadía el director, José Luis Casaprima- que se nos penalice por fomentar y facilitar que los estudiantes logren una inserción laboral que, a fin de cuentas, es el objetivo que tenemos todos».

Respaldados por el TSJA

«Se impartirá, pero a la espera de lo que pase. Esta incertidumbre no es buena para nadie»

Pero Educación mantuvo la supresión del concierto y el 'Gedo' decidió acudir a los tribunales y pedir medidas cautelares contra el cierre del aula del primer curso. Profesores, alumnos y Personal de Administración y Servicios (PAS) salieron en mayo a la calle a defender la formación y en el seno del Ayuntamiento los grupos políticos también le dieron su respaldo. De hecho, el Pleno rechazó la modificación del concierto. En junio, el Tribunal Superior de Justicia (TSJA) fallaba a favor del centro y suspendía cautelarmente la supresión del concierto.

Ahora, el Revillagigedo cuenta con 32 solicitudes para cursar este ciclo de grado superior, que se imparte en el 'Gedo' desde que fue autorizado en Asturias y dispone de 24 plazas. De hecho, esta elevada demanda llevará a la dirección a tener que baremar para seleccionar a los 24 jóvenes que cursarán la formación. Según señaló ayer José Luis Casaprima, la fundación ya ha solicitado una reunión con la Consejería de Educación para trasladarle estas cifras, que superan en ocho alumnos las plazas disponibles. El objetivo, dijo, es «llegar a un acuerdo con Educación para evitar llegar a juicio», con el coste económico que supone para ambas partes, y «poner fin así a esta situación tan incómoda». Hasta la fecha, no han recibido respuesta.

Y es incómoda la situación -añade Casaprima- porque «esta incertidumbre no beneficia a nadie». Actualmente, a la espera de si se llega o no a un acuerdo o de si finamente hay que ir a juicio, los estudiantes podrán cursar el ciclo, pero «conscientes de que en cualquier momento las circunstancias pueden cambiar». «No es bueno ni para el profesorado, ni para los alumnos ni para la reorganización de los estudios», apunta el director, quien recuerda cómo, pese al auto del TSJA, durante los primeros días de preinscripción el centro tuvo trabas técnicas para llevar a cabo el registro de alumnos que querían inscribirse en el curso. La Consejería excluyó dicha oferta de sus registros online, por lo que mientras esa aplicación no se abriese, el 'Gedo' no podía dar de alta las solicitudes de sus alumnos.

El incremento de la demanda no solo es propio del Revillagigedo. Centros como el Centro de FP de Cerdeño, en Oviedo, en este caso público, también han visto cómo el número de alumnos ha crecido en los últimos meses.

Fotos

Vídeos