La oposición aprueba las cuentas de la EMA, que ingresó 24,7 millones en 2017

La oposición aprueba las cuentas de la EMA, que ingresó 24,7 millones en 2017

Tendrá como proyecto prioritario este año el pozo de tormentas de El Arbeyal, que se prevé acabar en 2020

REDACCIÓN GIJÓN.

«Nos presentaron las cuentas y aprobamos su formulación». José Carlos Fernández Sarasola resumió la breve reunión del consejo de administración de la Empresa Municipal de Aguas (EMA) celebrada ayer. En ella los grupos de la oposición dieron luz verde a los resultados de 2017, que concluyó con unos ingresos de 24,7 millones.

Tal y como ya informó la propia empresa la pasada semana, en dicho ejercicio incrementó sus inversiones hasta ejecutar 3,7 millones en el saneamiento de Porceyo, Caraveo y Sotiello, además de mejorar el abastecimiento en Roces y Lavandera, entre otras obras. La memoria de 2016 ceñía a 1,4 millones el desembolso realizado. De los 24,7 millones ingresados, la sociedad logró apartar un 4,46% en concepto de beneficio antes de impuestos. Son en total 1,1 millones, cifra similar a la del ejercicio anterior.

A juicio de la EMA, además de las buenas cifras, lo mejor fue que «el consumo doméstico por habitante volvió a reducirse hasta los 141 litros». La sociedad atribuye el descenso a la «concienciación social». Según esta perspectiva, las acciones para promover en la ciudadanía hábitos menos derrochadores son las que habrían logrado menguar un 17,5% el uso de agua en una década.

54.397 abonados

El informe de gestión cifra en 54.397 los abonados, lo que supone un millar más que en 2016 y cerca de 20 hectómetros cúbicos adicionales de suministro. Respecto a los proyectos de 2018, el más conocido es el pozo de tormentas de El Arbeyal, que se pondrá en marcha en julio de 2020. La EMA aprobó a principios de marzo, por unanimidad, el trabajo que tendrá un presupuesto máximo de 10,7 millones, una de las inversiones récord entre las realizadas hasta ahora.

Si no fallan las previsiones, en junio de 2020 tras los dieciséis meses que se precisan para la obra civil y los seis meses que conllevará su puesta en marcha y la redacción del plan de ejecución y mantenimiento. Se interceptará el actual colector de la calle Brasil para reconducir sus aguas al interior del nuevo depósito regulador, que tendrá capacidad para 21.700 metros cúbicos.

Temas

Ema, Gijón

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos