Las declaraciones de dos directivos de HC culminan el proceso del caso El Musel

Carmen Lamela. / E. C.
Carmen Lamela. / E. C.

La jueza Carmen Lamela deberá decidir «de forma inmediata» el archivo de la causa u ordenar el inicio de un juicio

M. MENÉNDEZ GIJÓN.

Las diligencias que se siguen en la Audiencia Nacional por presuntas irregularidades en la obra de ampliación del puerto de El Musel llegarán hoy a su fin. Está previsto que a las nueve y las once de la mañana declaren los directivos de Hidroeléctrica del Cantábrico Manuel Menéndez y Marcos Antuña ante la jueza Carmen Lamela, titular del Juzgado Central de Instrucción número 3. Ambos directivos de HC ya prestaron declaración el 2 de noviembre de 2016 y ahora lo volverán a hacer, en calidad de testigos, después de que lo solicitara Viliulfo Díaz, abogado del exdirector del puerto José Luis Díaz Rato. Díaz entiende que algunas circunstancias conocidas durante la instrucción, después de las mencionadas declaraciones, siembran la duda sobre el hecho de que la empresa eléctrica ocultara a los responsables de El Musel la imposibilidad de utilizar la cantera de Aboño cuando la puso a disposición del adjudicatario de la obra, la UTE Dique Torres.

Están así a punto de culminar las diligencias previas de este asunto, que comenzó a ser analizado en la Audiencia Nacional a principios de 2015, después de que la Fiscalía Anticorrupción recibiera una serie de documentos sobre esas presuntas irregularidades en noviembre de 2014 y a la vista de un informe en el mismo sentido de la Oficina Europea de Lucha contra la corrupción (Olaf). Más de una veintena de personas están consideradas como investigadas en este procedimiento, que cuenta con una pieza separada sobre el programa de ocio 'A ver la ballena'.

La gran cantidad de información recabada hizo que el procedimiento fuera declarado complejo, con lo que el máximo de seis meses de instrucción previsto fue prorrogado en otros 18 meses, pero que hubo de ser nuevamente prorrogado y finalmente culminó el 6 de diciembre.

Informe del fiscal

Las declaraciones de Menéndez y Antuña habían sido solicitadas antes de que terminara el plazo y fueron fijadas para el pasado 22 de diciembre, si bien se pospusieron para mañana debido a que uno de los abogados presentes en el procedimiento tenía otro juicio y no podía acudir a la vista.

A partir de ahora, la jueza deberá decidir «de forma inmediata», si decreta el archivo del caso, ordena que vaya a juicio o pide un informe al fiscal para que sea él quien decida. Así lo indicaron fuentes jurídicas, que apuntaron que la ley no marca a la jueza Carmen Lamela un plazo determinado para que decida, pero que lo habitual es que lo haga en cuestión de días.

En el caso de que la decisión sea la de llevar el asunto a juicio, no será Carmen Lamela la encargada de enjuiciarlo, ya que ella ocupa un juzgado de Instrucción, es decir, de investigación sobre la causa. La Fiscalía Anticorrupción y el Observatoriu Asturianu Anticorrupción ejercen la acusación en este asunto.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos