El delegado del Gobierno pide al Sporting que actúe «con firmeza y rigor» contra los ultras

El delegado del Gobierno pide al Sporting que actúe «con firmeza y rigor» contra los ultras
Por la izquierda, Ángel V. L. y Alfonso T. M., con orden de alejamiento de El Molinón, con Fernando Losada, consejero delSporting, en una reunión celebrada en Mareo en marzo. / J. Pañeda

Mariano Marín solicita al club su «máxima implicación para erradicar la violencia ligada al fútbol», tras la reunión con radicales sancionados

Olaya Suárez
OLAYA SUÁREZGijón

El delegado del Gobierno, la máxima figura de representación del Estado en el Principado, exige al Sporting «la máxima implicación en la lucha por erradicar la violencia ligada al fútbol». Mariano Marín pide al club rojiblanco que aplique «con firmeza y rigor todas las medidas necesarias, dentro de su ámbito de competencias, para aislar a los violentos» y lo hace un día después de que EL COMERCIO publicase en exclusiva el encuentro oficial mantenido entre la directiva del Sporting y dos ultras que tienen en vigor sendas órdenes de alejamiento de El Molinón por los graves incidentes con la Policía que se produjeron antes del derbi el pasado mes de septiembre. El motivo de la reunión era la organización de los actos de homenaje a Enrique Castro, 'Quini' en el propio estadio.

El delegado del Gobierno no solo pide al Sporting que impida el acceso de radicales al estadio, sino también a todas «sus instalaciones y actividades». Dicho encuentro del consejero Fernando Losada con Alfonso T. M. y Ángel V. L., ambos con medidas cautelares, como representantes de la grada de animación, tuvo lugar en las instalaciones de Mareo.

«Solo desde la coordinación y la colaboración de todas las instituciones implicadas, fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, Ayuntamiento, Real Sporting de Gijón, peñas, organizaciones cívicas, etcétera, es posible atajar y acabar este tipo de delincuencia», señaló de forma contundente el delegado del Gobierno, quien reiteró su «compromiso de colaboración institucional con la Corporación municipal y todas las entidades afectadas para hacer de Gijón una ciudad cada vez más segura».

«El presidente del club debe dejar de ponerse de perfil», sostiene Aurelio Martín

No solo expresó su más rotunda condena «por las inaceptables agresiones registradas el pasado domingo en el barrio de Cimadevilla», sino que quiso mostrar su «apoyo y solidaridad con las personas heridas» y su «total repulsa a los insultos y amenazas vertidos por un grupo de 'Ultra Boys' contra varios periodistas locales». «La libertad de expresión e información es un derecho fundamental que no puede ser atacado ni menoscabado por nadie. Los periodistas cumplen una función social básica y, en este caso, contribuyen con su trabajo a crear una conciencia social de repulsa a la violencia», consideró.

Marín añadió que «en un Estado democrático y de Derecho este tipo de conductas son intolerables y, de producirse, deben ser perseguidas con toda inmediatez y firmeza, así como castigadas con toda la dureza que permite la ley». A su juicio, «el peso de la ley y la condena social unánime son el mejor antídoto contra las actitudes violentas, que no pueden tener cabida ni amparo en una sociedad civilizada y en una ciudad abierta y avanzada como Gijón».

«Investigación eficaz»

El delegado del Gobierno felicitó a la Policía Nacional «por su eficaz y rápida investigación de los hechos, que ha dado sus frutos inmediatos, permitiendo detener en un tiempo récord a cinco de los presuntos agresores, vinculados al grupo radical 'Ultra Boys'». La investigación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones en los próximos días.

«La Policía está realizando una extraordinaria actuación y ha cumplido con su deber poniendo a los presuntos agresores a disposición de los tribunales. Ahora debe actuar la Justicia y confío en que lo haga rápido y bien», agregó. El delegado apunta que comprende «perfectamente que este tipo de hechos genere alarma en la ciudad», pero hace «un llamamiento a la calma y tranquilidad porque Gijón, en términos generales, es una ciudad segura».

El delegado del Gobierno no fue el único en hablar sobre la profunda polémica suscitada por la organización del homenaje a Quini entre los ultras y la directiva del Sporting. Los grupos municipales de la izquierda en el Ayuntamiento, PSOE, Xixón Sí Puede (XSP) e Izquierda Unida, reclamó al equipo de gobierno local que «exija al Sporting una respuesta más contundente contra los grupos violentos vinculados a 'Ultra Boys' para que no tengan acceso al estadio de El Molinón, de titularidad municipal», recordó.

«Hay complicidad del club»

El portavoz de Xixón Sí Puede, Mario Suárez, incidió en que la publicación de EL COMERCIO se demuestra que hay «complicidad y tolerancia del Sporting con los sectores más violentos de los ultras». Por su parte, el concejal socialista José Ramón García señaló que «el contexto permite avanzar de manera definitiva». «Se saben quiénes son y se debe exigir al gobierno local, en primer lugar, y luego al club, que cumplan con sacar a la gente violenta del estadio y no colaborar de ninguna manera con ellos», añadió.

El portavoz de IU, Aurelio Martín, defendió que el Sporting «debe dejar de ponerse de perfil. El presidente de este club tiene que pronunciarse».

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos