Desguaces Riestra carece de autorización ambiental integrada

Héctor Piernavieja, diputado de Podemos, ayer, durante su intervención en la Junta.
Héctor Piernavieja, diputado de Podemos, ayer, durante su intervención en la Junta. / MARIO ROJAS

Fernando Lastra señala en la Junta que la empresa donde tuvo lugar un espectacular incendio solicitó el permiso en 2015

O. SUÁREZ GIJÓN.

Desguaces Riestra carece de la autorización ambiental integrada, obligatoria para este tipo de actividades. La empresa de la parroquia de San Andrés de los Tacones que hace un mes sufrió un descomunal incendio en los acopios de chatarra de vehículos no tiene en vigor los permisos administrativos requeridos.

Así lo reconoció ayer Fernando Lastra, consejero de Infraestructuras, en la Junta General del Principado a preguntas del diputado de Podemos Héctor Piernavieja. El representante del Gobierno regional señaló que «los responsables de la empresa solicitaron la autorización en 2015 y si no la han obtenido aún es por una cuestión urbanística, no ambiental». Se refirió a la inclusión de los terrenos afectados por la Zona Logística Industrial y a la necesidad de modificar el plan especial para la inclusión.

«Un mes después seguimos sin saber si hubo riesgo para las personas y si existe alguna empresa como ésta que pueda estar dañando al medio ambiente y a la salud de la población», señaló Piernavieja.

Paralelamente al expediente administrativo abierto tras el suceso, la Guardia Civil continúa con las investigaciones para determinar la situación en la que se desarrolla la actividad y para conocer por qué los hidrantes no funcionaron de forma correcta y obligaron a los bomberos a abastecerse de agua con una conexión de urgencia realizada por los técnicos de la Empresa Municipal de Aguas (EMA) en una tubería próxima al escenario del siniestro. El procedimiento continúa en el juzgado.

El fuego se inició en la maniobra de trituración de un vehículo que al parecer había sido incorrectamente descontaminado. Las chispas procedentes de una fuente eléctrica cayeron sobre la pila de vehículos y prendió de forma casi instantánea. En pocos minutos se formó una densa columna de humo visible desde prácticamente todos los puntos del concejo de Gijón. El incendio comenzó a las cinco de la tarde y los bomberos no pudieron darlo por controlado hasta las ocho de la mañana del día siguiente. Fue una de las intervenciones más complicadas a las que se enfrentaron los efectivos del parque de bomberos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos