Excelencia en versión gijonesa

Los premiados Ana Rellán, Pablo García, Luis Meana e Inés Meana durante el acto de entrega en el complejo Bellavista. / FOTOS: PALOMA UCHA

La compañía MG Lab, sidrería Muñó, Coalla Gourmet y El Cruce reciben la distinción anual de la Asociación para la Calidad Turística

GLORIA POMARADA GIJÓN.

Eventos organizados en exclusiva con proveedores locales, sidrerías con espacio para personas de movilidad reducida, merenderos pensados para el cliente o productos gourmet con sabor propio. Son todas ellas experiencias turísticas que ofrecen los cuatro negocios gijoneses que ayer vieron premiado su buen hacer en los premios Gijón con Calidad: la compañía MG Lab, la sidrería Muñó Poniente, Coalla Gourmet y el merendero El Cruce. El reconocimiento otorgado desde hace seis años por la Asociación para la Calidad Turística pone el acento en aquellas empresas locales que contribuyen a desarrollar desde la accesibilidad y la sostenibilidad un sector clave para la economía regional. El turismo representa en Asturias un 10,7% del PIB y genera más de 42.000 puestos de trabajo que, sumados a los 63.000 del sector comercial, suponen un tercio de los empleos de la región. «Sois un sector que no se puede deslocalizar porque estáis comprometidos con nuestro territorio», valoraba el director general de Turismo y Comercio, Julio González Zapico, durante la gala de entrega celebrada en el complejo Bellavista. La calidad, destacaba Zapico, «es cuando trabajamos y nadie nos ve, poniendo cariño y respeto».

En esa labor inapreciable de las cosas bien hechas están las cuatro empresas premiadas, algunas como Coalla Gourmet desde hace más de sesenta años. «Empezamos en 1955 con un pequeño establecimiento y la inquietud gastronómica llevó a la especialización en vinos y productos gourmet», explicaba el actual gerente, Pablo García. Para llegar a ser empresa Gijón con Calidad 2017 la fórmula pasa por «ser autocríticos, pensar siempre en la innovación y apoyarnos en las críticas que hace el público. El cliente te da una semilla con la que vamos creando un fruto».

Situando al cliente en el eje de su actividad se ha convertido Luis Mesana, del merendero El Cruce, en el mejor gestor de esta edición. «Esfuerzo constante, implicación y ganas de mejorar» son las cualidades que el jurado reconoce a este empresario que regenta el popular establecimiento de Cabueñes desde hace veintiocho años. «Antes era un chigre y ahora sigue siendo un chigre, pero mejorado», bromeaba Meana. Detrás de esa mejora se encuentran «la comunicación con el personal» y un sistema de calidad «que ayuda a atender distintas fases del trabajo». La de sus dotes como gestor fue la única receta que ayer confesó Meana, pues la de su apreciada tortilla se quedó en un escueto «patatas, huevo y la calidad con que se hace».

La excelencia en el caso de la sidrería parrilla Muñó-Poniente llega de la mano de la accesibilidad. «Tenemos todos los acondicionamientos necesarios para que la gente se encuentre cómoda y facilitamos las cosas a las personas con movilidad reducida», destacaba la gerente Inés Meana. Hace tres años, la reforma del local se centró precisamente en hacer la vida más sencilla a todos sus clientes, desde afectados por discapacidad a familias con carritos. «Éramos conscientes de la necesidad de tener un local para todos los públicos, con pasillos y baños amplios».

«Reinvertir en la región»

La empresa de eventos MG Lab completa el palmarés de esta sexta edición de Gijón con Calidad en su categoría de turismo responsable. Pionera en Asturias en la organización de eventos sostenibles, la compañía ha implementado medidas «no solo de medio ambiente, también formas de trabajo, de conectar con el cliente y de explicarle que un evento tiene la posibilidad de reinvertir en el futuro de la región y que no es una moda, sino un hecho», detallaba Ana Rellán, directora del departamento de eventos.

Otro eje del éxito de MG Lab es la colaboración con empresas locales y regionales, a los que prima como proveedores. «Asturias tiene un tejido empresarial importante, solo tenemos que empezar a creer en nosotros mismos», animaba Rellán. Entre los retos de futuro de esta empresa creada hace dieciocho años se encuentra el de «hacer un camino más grande» al turismo de negocios.

Fotos

Vídeos