El feminismo sale mañana a la calle para reclamar «compromiso y financiación»

El feminismo sale mañana a la calle para reclamar «compromiso y financiación»
Cristina Iglesias, Blanca Cañedo, Jessica Castaño, Raquel Ruiz, Begoña Piñero y Duli Menéndez, con los carteles de la manifestación. / SIMAL

Además de en Gijón, habrá concentraciones en las plazas consistoriales de Oviedo, Avilés, Pola de Laviana y Luarca a las 20 horas

AIDA COLLADO GIJÓN.

El movimiento se demuestra andando. El reproche del movimiento feminista de Asturias al Gobierno central se unirá mañana a las miles de voces que lanzarán el mismo mensaje desde 73 municipios del país: «Más de seis meses después de la aprobación del pacto de estado en materia de violencia de género, los compromisos que deben garantizar su cumplimiento no se han desarrollado». Por eso, mañana saldrán a la calle para que el Ejecutivo «se reafirme» en el acuerdo, que confiere un papel protagonista a los municipios en la prevención, detección y atención integral frente a la violencia machista. Y decir esto es lo mismo que reclamar financiación para que los ayuntamientos puedan poner en marcha las medidas contempladas. Bajo el lema 'Compromiso = presupuesto', habrá concentraciones en las plazas consistoriales de Gijón, Oviedo, Avilés, Pola de Laviana y Luarca.

Por una parte, tal y como explicaron ayer sus representantes en una rueda de prensa, el movimiento feminista asturiano considera «fundamental» que se dote al pacto de «una financiación estable y suficiente, que garantice los servicios necesarios de prevención y atención integral». En este sentido, lamentaron que el proyecto de Presupuestos Generales del Estado de 2018 no contemplen el compromiso económico que sí recoge el acuerdo. Así, recordaron que este último prevé la creación de partidas de 20 y 100 millones de euros, destinadas a mejorar la actuación de las administraciones local y autonómica, respectivamente. Hicieron especial hincapié en los 20 millones anuales que deberían transferirse a los consistorios, por ser el «elemento más cercano» a la ciudadanía y, por lo tanto, el más efectivo a la hora de actuar contra la violencia machista. No solo con acciones referidas a las víctimas, ampliaron, sino también con la educación de los agresores. Porque los programas destinados a hombres son básicos: «Si solo prestamos atención a las mujeres, no avanzamos».

No se trata solo de dinero. Es una cuestión de «voluntad política». Por eso también exigieron la presentación de los proyectos de ley que correspondan para acometer las reformas legislativas contempladas en el pacto de estado, con el objetivo de diseñar un marco normativo coherente con el Convenio de Estambul. Y urge «modificar la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local», para ampliar las competencias municipales en esta materia. Ha llegado el momento de «decir hasta aquí», resumen. El éxito «desbordante» de las últimas convocatorias hace difícil prever el impacto de las movilizaciones de mañana.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos