Gijón reforzará la vigilancia del edificio de los okupas del barrio del Carmen

La Policía Nacional, en el barrio del Carmen de Gijón. / E. C.

Agentes de la Policía identificaron hoy a mediodía a los siete moradores que se encontraban en ese momento en el inmueble, de los que seis contaban con antecedentes penales

Marcos Moro
MARCOS MOROGijón

La alcaldesa de Gijón, Carmen Moriyón, y el concejal de Seguridad Ciudadana, Esteban Aparicio, se reunieron esta mañana con los cuerpos y fuerzas de seguridad para tratar la problemática de la ocupación del edificio situado frente a la plaza del Presi, en el barrio del Carmen.

A través de un comunicado, Aparicio ha anunciado que se ha acordado con la Policía Nacional y Local "reforzar el dispositivo de vigilancia" del conflictivo inmueble, donde llevan viviendo okupas desde hace casi tres años. El edil de Seguridad Ciudadana también avanzó que "el departamento de disciplina urbanística requerirá nuevamente a los responsables, y demás obligados legales, para que mantengan el edificio en estado de ordenanza".

Más información

El concejal explica en su nota que "la lentitud de los diversos procedimientos judiciales relativos a la insolvencia de la promotora Jardines de Villameri S. L., los conflictos con el 'banco malo' y los litigios entre accionistas de la empresa propietaria, han imposibilitado hasta el presente la toma de medidas judiciales".

Respecto a esto último, Aparicio adelanta que "el próximo jueves mantendré una reunión con los jefes del servicio jurídico y disciplina urbanística del Ayuntamiento, y los interesados de la propiedad, para adelantar las actuaciones judiciales" que permitan poner en marcha la petición de desalojo del inmueble.

El refuerzo de la vigilancia policial ya se notó este mediodía con un chequeo de seguridad que realizó la Policía Nacional para identificar a los okupas que se encontraban en ese momento en el edificio. En total se identificaron a siete personas, de las que seis contaban con antecedentes penales. Ninguno de ellos tenía requisitorias pendientes, si bien uno tenía una orden de averiguación de domicilio y paradero de un juzgado que se puede convertir en orden de detención si no comparece en sede judicial.

Dos de los identificados dos eran de nacionalidad húngara en situación regularizada en España, el resto eran españoles. Daniel, 'El Argentino' no se encontraba entre ellos. Al parecer el joven, que ha sido detenido una tercera vez en los últimos días, había salido para realizar trámites de solicitud de ayudas sociales.

Esta intervención se enmarca en el operativo especial organizado para evitar que las tensiones diarias entre okupas y vecinos y hosteleros de la zona vayan a más.

A la Policía Nacional le consta que en el edificio, que se ha convertido en un foco de problemas e insalubridad en pleno centro de la ciudad, que al menos viven de forma permanente una docena de okupas. Los moradores de mayor antigüedad subarriendan espacios en las seis viviendas ocupadas e incluso en la planta del sótano.

La mayoría de la oposición recrimina al gobierno local su "tardanza" para actuar en relación con este conflicto, que es conocido desde hace muchos meses y se ha ido agravando hasta convertirse en un problema de seguridad. "Solo hacen algo cuando estallan los problemas", afean desde grupos como IU, Xixón Sí Puede, PSOE, Ciudadanos y PP, en referencia a que no se hayan tomado medidas de calado hasta que ha trascendido por EL COMERCIO que hosteleros y vecinos han pedido medidas de alejamiento y protección tras recibir amenazas de algunos de los okupas más agresivos del bloque.

Temas

Gijón

Fotos

Vídeos