Los jóvenes del oeste y sur de Gijón, los más empobrecidos

Daniel Sorando, Jesús Martínez Salvador y Stefano de Marco, en el Antiguo Instituto. / J. PAÑEDA

Los residentes en Roces, Pumarín y La Calzada tienen que acceder a roles adultos «mucho más temprano», según un estudio sobre la juventud gijonesa

P. LAMADRID GIJÓN.

«En la ciudad, reside una población de jóvenes cada vez menor, cuyo futuro se le presenta desdibujado por la incertidumbre». Este mensaje tan preocupante se incluye dentro de las conclusiones de un estudio encargado por el Ayuntamiento para la elaboración del Plan Integral de Juventud. Los investigadores Daniel Sorando y Stefano de Marco son los autores de este trabajo, que presentaron ayer junto al concejal de Juventud, Jesús Martínez Salvador, en el Centro de Cultura Antiguo Instituto.

El análisis de los datos recabados les llevó a delimitar tres tipos socio-espaciales, que vienen determinados, en gran parte, por la zona de residencia. Así, el centro y el territorio oriental y periférico son los lugares más aventajados socioeconómicamente. «En estos barrios, la tasa de desempleo, emancipación y fecundidad de las personas jóvenes son las menores de la ciudad y coinciden con el mayor porcentaje de hogares con recursos económicos y educativos», tal y como establece el estudio 'La situación social de la juventud gijonesa'.

Por el contrario, los barrios del oeste (el entorno de La Calzada) y sur del municipio (entre Pumarín y Roces) son los más empobrecidos. En consecuencia, «los jóvenes que allí residen encuentran más dificultades para desarrollar carreras laborales fundamentadas en una formación prolongada y, por tanto, acceden a los roles adultos a edades más tempranas». Para muestra, un dato recogido en la investigación: el 60,6% de los jóvenes de entre 15 y 34 años están emancipados y afrontan el pago de una hipoteca.

El informe aprecia tres tipos socio-espaciales: aventajada, precarizada y empobrecida

Finalmente, entre ambos polos socio-espaciales se encuentran zonas precarizadas, que se localizan, sobre todo, en El Llano y Nuevo Gijón. «En estos territorios, los jóvenes se emancipan y forman una familia a una edad más temprana que en los espacios aventajados, si bien con una menor intensidad que en los más empobrecidos». La emancipación, con vivienda propia y pago de una hipoteca, en las otras dos zonas delimitadas por los investigadores baja al 41,9% y 34,4%, en el centro y El Llano y Nuevo Gijón, respectivamente.

Grupos de conversación

En el informe, participaron más de cuarenta jóvenes vecinos de la ciudad en los seis grupos de discusión desarrollados en 2016. Conversaciones que sacaron a la luz el desconocimiento de los servicios ofertados por el Área de Juventud, por lo que los investigadores destacaron «la importancia de fomentar el uso de canales comunicativos más eficaces de más amplio alcance». Asimismo, Sorando y De Marco urgieron políticas públicas encaminadas a garantizar el reconocimiento de los derechos sociales «de una población que, de otro modo, carece de medios de influencia política suficiente para alcanzarlos».

Fotos

Vídeos